Salen de la cárcel sólo para morir acribillados - Diario La Tribuna