Tegucigalpa, camino a ser una “ciudad fantasma” - Diario La Tribuna