EL CINE EN LA CAPITAL

La primera sala de espectáculos cinematográficos en la capital la montó don Eduardo Berlíoz en el Teatro Nacional.

» La primera sala de espectáculos cinematográficos en la capital la montó don Eduardo Berlíoz en el Teatro Nacional.

La primera sala de espectáculos cinematográficos en la capital la montó don Eduardo Berlíoz en el Teatro Nacional.

Al referirnos en nuestra columna de la semana recién pasada a los espectáculos artísticos que se presentaban en el cine Palace de la capital, varios lectores nos solicitaron que escribiéramos algo de la historia del cine en Tegucigalpa, tema que una ocasión abordamos pero que con gusto reavivaremos con lo que conocemos del arte del celuloide en nuestra ciudad.

En último mes del año 1899 cuando gobernaba al país el general Terencio Sierra, una de las maravillas ingeniadas por el hombre llegó a la capital hondureña de acuerdo a las investigaciones realizadas por el brillante escritor e historiador nacional profesor Víctor Cáceres Lara.

El cine Variedades en el corazón de la capital fundado por el empresario don Alberto Lázarus

En ese entonces Tegucigalpa no contaba con energía eléctrica, pero los promotores del novedoso evento lograron instalar un generador para poner en funcionamiento el proyector de imágenes en una espaciosa casa particular, donde por primera vez los ojos de los asistentes serían testigos del invento de Edison que atrapaba en el celuloide el movimiento de lo que años antes solo captaba en fijo la fotografía.

Las funciones en el mes de diciembre de 1899 fueron limitadas y quienes asistieron pagaron en primera línea un peso plata, además de llevar su propia silla para acomodarse durante la corta exhibición  y en unas  bancas de madera colocadas en la parte posterior, el derecho a ver costaba  un tostón (cincuenta centavos).

Aquella presentación despertó interés entre los capitalinos de la época y al entrar al nuevo siglo, Tegucigalpa no podía quedarse al  margen del modernismo. Diez y nueve años después, en l928, un inquieto promotor de las actividades teatrales, don Eduardo Berlíoz, originario de Comayagua, puso su mayor empeño para abrir el cinematógrafo como un nuevo campo de diversión para los habitantes de la capital hondureña.

En el cinema Palace de la empresa teatral Hernández se exhibían las películas mexicanas, españolas y argentinas.

El señor Berlíoz  con muchas dificultades logró un permiso para exhibir en el Teatro Nacional (FOTO 1), las películas mudas que ya constituían parte de la naciente industria cinematográfica en los Estados Unidos. De ahí nació la costumbre de expresar “ir al teatro”,  modismo que incidió al instalar por esa misma época un negocio de la misma índole don Alberto Lázarus con la primera sala de cine en Tegucigalpa y que  se conoció como “Teatro Variedades” (FOTO 2).

La competencia surgió y don Eduardo fundó entonces el “Teatro Pálace” (FOTO 3) que quedaba contiguo al hotel del mismo nombre sobre la avenida Máximo Jerez a escasas dos cuadras del mercado Los Dolores.

Para los años treinta, las exhibiciones cinematográficas en la capital se desarrollaban a pasos agigantados y doña Enriqueta de Lázarus (FOTO 4), a la muerte de su esposo, constituyó una empresa sólida asociándose con las familias Clámer y Esteves, formando la  compañía que contaba con la representación de las productoras norteamericanas siendo su primer administrador el señor Frattini.

Doña Enriqueta de Lázarus empresaria del cine en la capital.

Mientras tanto, don Eduardo para contar con las producciones en español filmadas en México, Argentina y España,  dio paso a que se instalara un promotor azteca, don Luis Hernández que estableció la firma “Empresa Teatral Hernández” que manejaba y administraba el ciudadano mexicano don Antonio Islas.

La empresa “Clámer, Esteves y Lázarus” que inició con el Variedades, abrió sus nuevas salas, el “Teatro Clámer” (FOTO 5) sobre la avenida Cervantes, el “Apolo” y el “Moderno” en la ciudad de Comayagüela.

La competencia que operaba el cine Pálace, abrió entonces en la ciudad gemela el “Hispano”, sala que al promediar de los años finales de los cuarenta se incendió en horas de la noche mientras se exhibía una película del popular Cantinflas, dejando un saldo de decenas de muertos y muchos heridos.

Los primeros espectáculos del cine en la capital, eran silentes y las películas eran acompañadas mientras se proyectaban con interpretaciones de pianistas que de acuerdo a las escenas deslizaban sus manos por el teclado para que los espectadores se ambientaran a lo que veían en las escenas de rápido movimiento y a las rotulaciones de los diálogos de las  estrellas como Greta Garbo, Gilbert Roland, Claudette Colbert, Rodolfo Valentino, Charles Chaplin y otros astros de la cinematografía sin faltar las películas de terror con Lon Chaney.

El Clámer otra de las grandes salas de cine en Tegucigalpa.

Para que el público se entusiasmara y asistiera a las salas, la promoción de los espectáculos se anunciaba en carteleras que se colocaban en los postes de las principales calles (FOTO 6), donde se anunciaban las películas y los precios de admisión.

A nosotros, los que empezamos a ir al cine a mediados de los años cuarenta, nos tocó vivir la época dorada de las películas en blanco y negro en las que actuaban estrellas como Clark Gable, Errol Flyn, Tyrone Power, John Wayne, William Bendix, George Raft, Humphrey Bogart, Gary Grant, Robert Taylor, Robert Mitchum, Gary Cooper, Glenn Ford, James Stewart y otros astros de la época y cómicos como  Stan Laurel y Oliver Hardi (El gordo y el flaco), Bob Hope, la Pandilla Neoyorkina y las bellezas como Lana Turner, Rita Hayworth, June Allyson, Juddy Garland, Marlene Dietrich, Anne Baxter, Sussane Hayworth, Debora Kerr,  Joann Crawford, Grace Kelly, Ava Garner, Verónica Lake, Esther Williams, Jane Russell, Joan Fontaine, Jane Whyman, Olivia de Havilland, Rita Moreno, Janet Leight y otras rutilantes estrellas, sin perdernos las series de Johnny Weissmuller como Tarzán, las series vaqueras de Tom Mix, Gene Autry, Tim McCoy y Buck Rodgers y las películas de miedo con Boris Karloff y Bela Lugossi.

En esta foto antigua de los años treinta se aprecia una cartelera en un poste anunciando una película a exhibirse en el Nacional.

A medida que la industria cinematográfica avanzaba, las salas se fueron modernizando y las nuevas técnicas abrieron un mundo diferente que empezó a vivirse a mediados de los años cincuenta cuando los empresarios Osmond L. Maduro y Jerza Younger se asocian para fundar una nueva empresa que abre dos modernas salas, el cine Presidente en el Guanacaste y el cine Centenario sobre la avenida del mismo nombre en Comayagüela, administrados por el ciudadano argentino don Bartolo Benítez.

En el Palace y en el Hispano, tampoco nos perdíamos las películas mexicanas, argentinas y españolas con estrellas como Arturo de Córdova, María Félix, Pedro Armendáriz, Dolores del Río, Jorge Negrete, María Elena Márquez, Tito Guizar, Gloria Marín, Blanca Estela Pavón, Pedro Infante, Amparo Ribelles, Jorge Mistral,, Emilio Fernández, Evangelina Elizondo, Joaquín Pardavé, Miroslava, Antonio Badú, Sara García, Julián, Fernando y Andrés Soler, Prudencia Griffel, Luis Aguilar, Libertad Lamarque, Antonio Aguilar, Carlos López Moctezuma, Emilio Tuero, Marga López  y los cómicos Mario Moreno (Cantinflas) German Valdez (Tin Tan), Ferrusquilla, Viruta y Capulina, Borolas, Resortes y Ángel Carasa.

El cine Apolo de la ciudad de Comayagüela.

Las salas en la capital contaban con tres categorías de localidades, palco, luneta y galería. La primera a L. 1.50  la segunda a 0.75  y la galería a L. 0.l0 valores que nos permitía a los jóvenes que con cinco lempiras teníamos para invitar a la compañera, por supuesto a palco, y nos quedaba para comprar bolsas de “palomitas” (maíz reventado) y a veces hasta para invitar a la salida a un refresco y pan con mantequilla en el Jardín de Italia.

Inolvidable aquel cine en la capital hondureña que después del Nacional, el Variedades, el Palace, el Clámer, el Hispano, Apolo (FOTO 7), Moderno, Presidente y Centenario como precursores del cinematógrafo citadino, dio paso a otras salas  como el Lux, Alfa y Omega, Obelisco y Maya, en cuyos espaciosos edificios hoy funcionan supermercados y tiendas, edificios demolidos o reformados para los negocios que hoy operan en ellos y que son parte de la historia capitalina.

Hasta la próxima semana.

Explicación necesaria:

LA TRIBUNA Online respeta el libre pensamiento de sus lectores. Y por ello publica sus comentarios -- que no pasen de 500 palabras--, tal como los envían, incluso con su ortografía. Pero sugiere que se utilice, indistintamente del criterio político o ideológico de sus autores, un lenguaje que no ofenda la moral y las buenas costumbres. Caso contrario, nos obligarán a omitirlos.

25 de “EL CINE EN LA CAPITAL”
  1. SUSANA CLAMER dice:

    BUENAS NOCHES VIVO EN VENEZUELA, MI NOMBRE ES ELIA SUSANACLAMER MEJIA HIJA LEGAL BAUTIZADA Y REPRESENTADA POR MI PADRE CARLOS CESAR CLAMER DEL CASTILLO DUEÑO Y FUNDADOR DE EL CINE CLAMER EN LA CAPITAL… ACABO DE RECIBIR LA NOTICIA QUE ESTA SIENDO SUBASTADO POR L9000000 OSEA 450MIL DOLARES…. LO CUAL SERIA UNA DE LAS ULTIMAS POSESIONES QUE DEJARA MI PADRE EN VIDA Y CUYO DESPILFARRO POR MIS HERMANOS MAYORES Y FAMILIA DE CARLOS HERNESTO CLAMER DIAZ Y MI HERMANA KAREN MARIA CLAMER DIAZ QUIENES SE APODERARON DE TOOOODOS LOS BIENES DE MI PADRE… INCLUSO YO VIVIENDO EN VENEZUELA ME ENTERE DE LA MUERTE DE MI PADRE CASI DIEZ AÑOS DESPUES YA QUE ESTOS BUENOS HERMANOS AVAROS NI SIQUIERA TUVIERON LA CORTESIA DE AVISARME….. PUESTO QUE AUN SIGO SIENDO HIJA LEGITIMA DE MI PADRE LES EXIJO PUBLICAMENTE QUE SE HAGAN ECO EN EL PAIS QUE HAN SIDO UNOS HERMANOS QUE QUIZA NO HAN ACTUADO CORRECTAMENTE… JAMAS HAN QUERIDO RECIBIRME NI SIQUIERA ATENDERME CUANDO ME HE QUERIDO COMUNICAR CON ELLOS…. AGRADEZCO QUE CUALQUIER PERSONA EN LEYES QUIERA ACTUAR PARA QUE RECLAMEMOS MI DERECHO SI ALGUIEN PUEDE AYUDARME A QUE ELLOS SEPAN DE MI LES AGRADEZCO MI NUMERO ES 04247747445 Y EL CODIGO DE EL PAIS ES MAS54 ANTES DE MARCAR A MI CELULAR…

  2. bigga lopez dice:

    no me sirvio de nada porque no sale lo que buscaba

  3. Lucero dice:

    no se como eran esos tiempos peo me ubiese gustado aberlos vividos ya que ahora la situacion del pais nos obliga a quedarlos en casa por toda la violencia que hay.

  4. R.Zuniga dice:

    Que pena que eliminen mi comentario solo por atarse a la realidad muchas de las cosas que se mencionan no son correctas tengo muchos anos de investigar la historia de los cines de Tegucigalpa y les dire que el primer cine fue el Principal fundado por la familia de origen mexicano Hernández-Islas y que cuando el teatro Nacional se inauguro en 1915 ya operaba el Variedades desde 1910 como cine después de ser un salón de variedades ffundado por el italiano Antonio Frattini el Apolo y el Moderno son uno solo no 2 yasi sigue la historia……..Estoy a sus ordenes atte.Ricardo Zuniga 22244199.

  5. R.Zuniga dice:

    Verdades amargas.

  6. nena dice:

    Hayyy siempre he tenido el sueño de conocer el cine clamer por dentro tantos años d pasar x ahí y solo verlo x fuera seria un honor para miii poder verlo solo imagino como ha de haber sido muy bonito me imagino

  7. magaly minerva dice:

    segun contaba mi madre, Gloria Castro Pavón, de Comayaguela, la primera sala de cine en Comayaguela la trajo mi bisabuela, Ana Bracamonte, de Nuueva york en el año de 1925. Que alguien me diga si esto es cierto. No creo que nuestra madre haya dicho mentiras.

  8. ernesto lopez dice:

    a continuacion inserto parte de libro: El cinematógrafo en Yuscarán

    Por Oscar Wilfredo Lezama

    En la década de 1950 el entretenimiento de la población era muy escaso, la radio era de tubos y de corriente, ésta que era por un lapso de seis a diez de la noche, la televisión no se conocía. En el caso del deporte, el fútbol de vez en cuando había un juego porque los equipos visitantes tenían que venirse un día antes debido a las dificultades para llegar a Yuscarán por su antigua carretera de acceso que era de tierra. Por lo anterior le brindamos un resumen histórico del cine en Yuscarán.

    En 1900, un periódico de Tegucigalpa comento que, en Yuscarán, el ciudadano Carlos A. Will estaba haciendo un "Magnifico Negocio" con el cinematógrafo, ya que a aquellos vecinos les había "interesado el aparato". Haciendo constar que el primer cinematografo en honduras y centroamerica fue del señor Aleman Carlos Augusto Will.

  9. Jonathan_Urbina dice:

    exelente, en este reportaje sobre el cine en nuestra capital, me fue muy util ya que necesitaba esta informacion. felicidades.

  10. Iving Sierra dice:

    gracias por el reportaje ya que soy fanatica del cine y no tenia ningun conocimiento como habia sido la llegada de la cinematografia a mi pais, ya que en realidad en internet y otros medios no se encuentra informacion amplia de aspectos historicos de mi patria.Siga adelante.

  11. Fredy dice:

    Hola yo vivo en los Estados Unidos y aqui no llegan las peliculas honurenas y quisiera saber si de algun modo pudiera comprar dichas peliculas grasias de antemano

  12. aladino dice:

    Rene, por cierto, esas matinees eran ricas los domingos, se salia con los ojos cerrados luego de casi 4 horas en el cine y con “tufo” a cigarro.

    Ahhhhhh que maravilla de tiempo…..

  13. ELVERGADO LOPEZ dice:

    Joder, que el primer cinematografo en CentroAmerica fue el que trajo el señor de origen Aleman Carlos Augusto Will, casado con la reconocida dama de sociedad Antonia Vega, dichos socuesos estan debidamente documentados en diarios de la epoca asi como referencias en algunos libros como ser Honduras en el Siglo XX de Marvin Barahora; o Soflama de un Juicio de Mauro Membreño: Dichas funciones son las que se mencionan en este articulo en elaño 1899 y efectivamente se hicieron en un casa particular de la familia Ineztrosa.Todavia exieten descencientes del señor Will, residentes en Honduras; Guatemala y Nicaragua.

    • Mommeriel dice:

      Mire senyor vergueado creo que San Juancito tuvo el primer cine de Centro y Sur America porque tambien el primer foquito incandescente funciono en ese lugar. Tegucigalpa aun no contaba con energia electrica.

  14. Rene Sam dice:

    Tengo 52 años y de niño solia asistir con mis hermanos los domingos a "matinee" en la cual presentaban dos peliculas. Antes de entrar a la sala nos paseabamos por las chicleras que estaban al frente de los cines para comprar alguna golosina. Para ese entonces habian varias tandas de presentacion y si bien recuerdo, la ultima tanda era de 9 de la noche hasta como las 11:30. Al salir del cine a esa hora, ya fuera en la ciudad de Comayaguela o en Tegucigalpa, uno podia caminar con toda tranquilidad hasta su casa sin el temor de que algun malhechor lo fuera a asaltar. Como ha cambiado todo!

  15. HECTOR LANZA dice:

    TENGO 65 ANOS Y RECUERDO EL CINE MAS FAMOSO DE COMAYAGUELA EL LUX LE DECIAMOS LA FABRICA PORQUE A LAS 5 DE LA TARDE TODOS LOS QUE NO TENIAMOS TRABAJO NOS PASBAMOS LAS TARDES VIENDO LAS PELICULAS POR 10 CENTAVOS EN GALERIA QUE CUANDO LLOVIA SE INUNDABA , RECUERDO AL PORTERO BETO GRACIAS POR ESOS RECUERDOS SENOR NAHUN QUE TIEMPOS MARAVILLOSOS

  16. Jesus Interiano dice:

    Todo esta bien,pero se debio mencionar a los operadores de estos teatros; mis hermanos Pedro Interiano opedor del Variedades y Clamer y Rafael Interiano operador del teatro Dorado deTela; quienes merecen reconocomiento.

  17. PRESENTEFUTUROQ? dice:

    SOLO LINDOS RECUERDOS QUEDAN DE NUESTRA PATRIA QUE BARBARIDAD QUE TRISTE ES AHORA,

  18. El comayaguela dice:

    Recuerdos bonitos de un ayer feliz Conoci un cine o teatro aya por los anos cincuentas en el pueblo del mineral San Juancito se habia quemado y era de Don Marcelino Zanabria Tambien hiba al teatro Nacional al matine a ver dibujos animados En el teatro Apolo vi peliculas como el Monje Loco Dedos Macabros La Pandilla Neorquina Los tres chiflados Las de Charlie Chaplin Este teatro luego se llamo Moderno Al teatro Hispano mi abuelo me llevaba todas las noches pues El tenia un pase especial de cortesia Gracias Don Nahum por regalarnos de nuevo ese maravilloso coctel de bellos recuerdos

  19. Noelia Abreu dice:

    Recordar es volver a vivir, recuerdo que los domingos, mi hermano mayor que en paz descanse, Miguel Arturo nos llevaba a mi hermana y a mi al cine por la mañana. Ya después en las tardes de sábado o domingo, eso sí mientras estuvo soltero.
    Recuerdo que con él vimos "Donde las Aguilas se Atreven", "La Marca de la Horca", "Los Cañones de Navarone", en el viejo y desaparecido Cine Clamer. Me encataba cuando en Navidad y Año Nuevo se estrenaban películas, era la primera salida del año, recuerdo bien.

    Gracias don Nahum por tantos y hermosos recuerdos.

    Que Dios lo bendiga.

  20. Geraldina Lagos dice:

    Buenos dias don Nahum:

    Quiero por este medio, felicitarlo por haber sido merecidamente honrado con el máximo galardón periodístico "Alvaro Contreras", por su larga y brillante trayectoria periodística. A usted, yo cariñosamente le he bautizado como "El hijo mayor de HRN". Desde que tengo uso de razón, disfruto escuchando la especial tesitura de su voz, que ha acompañado al pueblo hondureño en nuestro diario vivir.
    Que Dios continúe derramando ricas bendiciones sobre usted y su querida familia y que nos lo deje por muchísimos años más.

    Le abraza con respeto,admiración y cariño su fiel lectora

    Geraldina Lagos-Davis

  21. fernando dice:

    Recuerdos de aquellos Domingos que al terminar la misa en los dolores corria al Variedades at la tanda de las 10 y no perdermer todas aquellas peliculas the vaqueros se se solian prensentar a esa hora.

  22. mommeriel dice:

    Muchas gracias por tus tres ultimas entregas,las hemos disfrutado mucho.Ya que se trata de cine,quiero hacer un pequenyo comentario al respecto.El primer cine de Centro America y de Sur America fue construido a 27 kilometros de Tegucigalpa. En esa epoca ese pueblito tenia la misma cantidad de habitantes que la antanona capital. 44.000.
    La fuente de esta informacion es "Wikipedia".

    • marxis dice:

      asi es san juancito, tenia uno de los primeros cines, ademas hay algunos errores historicos, como por ejemplo la primer sala de cine, no fue el teatro nacional, ya en 1912 funcionaba el cine imperator y el exelsior, el variedades ya funcionaba antes que lo compara Enriqueta de Lazarus, aunque en realidad fue su esposo quien palpo su firma, y el 24 mayo 1919 fue inaugurado el teatro de don Luis Starnaiuolo, frente al Parque Central, llamandose Salón Morazán

  23. JAVIER ERAZO dice:

    BUENISIMO…. DEBO DE HABER RECORRIDO TODOS ESOS CINES , YA QUE ME ENCANTABAN LAS BUENAS PELICULAS Y EN ESE TIEMPO , ERA EL UNICO MEDIO PARA VER LOS ESTRENOS ACTUALMENTE ESPERO QUE SALGAN, EN DVD'S

Opina sobre esta nota

 
 
Revistas:     CHEQUE | Vivela | Extra Entretenimiento