Vida y muerte de los Doce Apóstoles

Por: Antonio Martín

1. Pedro. La tradición lo sitúa en Roma en el momento del gran incendio del año 64 y crucificado poco tiempo después boca abajo. En 1968 se anunció que Pedro estaba enterrado bajo la cripta de la Basílica de San Pedro. Los análisis de los restos encontrados decían que eran de un hombre de unos sesenta años, por lo que no desmienten que se tratara de San Pedro. Parece posible que se trate de sus restos, ya que hay continuidad en la presencia de una comunidad cristiana en esta Iglesia y parece razonable que fuera martirizado y enterrado en Roma.

2. Andrés. Probablemente los restos más viajeros de todos. Martirizado en Patras, Grecia. De allí fueron a Constantinopla, luego parte de ellos fueron a Escocia de donde es patrón. En 1453, con la conquista turca, fueron sacados de Constantinopla y llevados a Morea, donde estuvieron hasta 1461 en que Tomás Paleólogo los entregó al Papa. En 1964 fueron llevados de vuelta a Patras. Por supuesto, en Escocia permanecen los que tenían desde el principio. Los de Patras no son más que un dedo, parte del cráneo y algunos trozos de la cruz en que fue martirizado.

3. Santiago el Mayor. Fue martirizado en Jerusalén en el año 44, se supone que sus restos están en Santiago de Compostela. Él es el patrón de España. Hay muchas dudas al respecto, sobre todo porque la leyenda que afirmaba que Santiago había estado predicando en la península es cinco siglos posterior al propio viaje. No se ha hecho análisis alguno a los restos. Lamentándolo mucho, nos parece muy poco probable que el hombre enterrado en la Catedral sea Santiago.

4. Juan. Se supone que murió en la isla de Patmos o por lo menos es ahí cuando perdemos la pista no más tarde del año 95. Su enterramiento es desconocido, aunque puede que esté en Patmos. La isla estuvo deshabitada entre los siglos VII y XI, por lo que no quedan trazas de dónde pudiera estar enterrado Juan. Decir que la identificación que se hace entre Juan Evangelista, Juan el Apóstol y Juan de Patmos –autor del Libro del Apocalipsis– no es trivial. Hay margen de error. Siempre se ha creído así y es muy probable que así sea. Es muy difícil de demostrar porque las sucesivas traducciones del Apocalipsis, Evangelio según San Juan y Cartas de los Apóstoles, hacen casi imposible un análisis estilístico que despeje estas dudas.

5. Felipe. Predicó en Grecia, Siria y Frigia. Fue martirizado en Hierápolis alrededor del año 80. La tradición dice que fue enterrado cerca de donde murió. Es probable que la basílica que se edificó poco tiempo después estuviera en ese mismo sitio. Sin embargo, se desconoce el paradero de los restos del apóstol, ya que alrededor del año 600 la ciudad fue arrasada por los persas y después por un terremoto. Estuvo deshabitada durante más de un siglo en la edad media y sufrió otro terremoto en el siglo XVI. Al día de hoy hay varias excavaciones en curso y una de ellas está centrada en las ruinas del Martyrium donde se supone que estaría enterrado San Felipe.

6. Bartolomé. Predicó junto a Judas Tadeo en Armenia y fue martirizado en lo que hoy es Azerbayán. La tradición nos dice que sus restos viajaron hasta Sicilia y luego hasta Roma, donde llegaron a finales del siglo X. En Frankfurt afirman tener parte de su cráneo.

7. Tomás. Hay una oscura teoría que afirma que Judas Tadeo y Tomás son la misma persona. Felipe predicó en la India, donde murió alrededor del año 72. Sus restos permanecieron allí hasta el año 232, cuando fueron trasladados a Edessa, en el sur de Turquía. En el año 1258 fueron llevadas a la isla de Quíos, en el Egeo, y de ahí a Ortona, en Italia, donde siguen al día de hoy. Salieron bastante paseadores los restos de Felipe. Hace poco más de un año hubo una extraña polémica por unas palabras del Papa Benedicto XVI acerca de la ruta seguida por San Felipe.

8. Mateo. Desde el siglo I la autoría de su Evangelio no estuvo muy clara. Sin embargo, le fue atribuida a San Mateo. Por lo visto, al día de hoy eso es más que improbable. Se ha descartado que se trate de un texto originalmente escrito en arameo y luego traducido al griego, y al parecer se escribió en griego originalmente. Eso descartaría la autoría de San Mateo. Sobre su muerte y sepultura hay poco que decir. Una tradición sitúa su muerte en Etiopía alrededor del año 80. Otra afirma que fue martirizado en Hierápolis –como Felipe– lo que nos hace pensar que pueda haber una confusión. La ciudad italiana de Salerno dice tener sus restos.

9. Santiago el Menor. Este es el Apóstol del que menos se sabe. Solo aparece mencionado una vez en los Evangelios y no está nada clara su figura. La única fecha encontrada referente a su muerte la sitúa en el año 62 y el lugar puede ser Jerusalén (aunque es poco probable) o Egipto (más probable). Al parecer, fue cortado en trozos, lo que explica que no haya ni rastro de su cuerpo.

10. Judas Tadeo. La tradición Armenia le une a Simón Zelote en su peregrinaje por Persia. Una leyenda griega lo convierte en el novio de las Bodas de Caná, por lo que sería pariente de Cristo. Sus restos permanecieron en un monasterio cercano al Lago Issyk Kul en el actual Kirguizistán hasta que fueron trasladados a Roma en el siglo XV. Hoy en día, sus restos descansan en la Basílica de San Pedro de Roma, pero hay quien sostiene que fueron trasladados al Hindu Kush.

11. Simón el Zelote. Sobre este apóstol hay múltiples versiones: hay quien dice que fue martirizado en Samaria o en lo que hoy es Georgia o en Persia o que murió pacíficamente en Edesa (en la actual Turquía). Incluso hay quien lo sitúa en Glastonbury la ciudad del festival. Muchas hipótesis y pocos datos.

El discípulo no puede ser menos que el Maestro. Esta es la vida y muerte de los Doce Apóstoles de Jesús. Gran lección la que nos dan para imitarlos.

(amartin55@hotmail.com).

Explicación necesaria:

LA TRIBUNA Online respeta el libre pensamiento de sus lectores. Y por ello publica sus comentarios -- que no pasen de 500 palabras--, tal como los envían, incluso con su ortografía. Pero sugiere que se utilice, indistintamente del criterio político o ideológico de sus autores, un lenguaje que no ofenda la moral y las buenas costumbres. Caso contrario, nos obligarán a omitirlos.

4 Comentarios de “Vida y muerte de los Doce Apóstoles”
  1. MARIO OVIEDO dice:

    PORQUE SOLO HAY 11

  2. Fernando dice:

    Les recuerdo que el pablo fue escogido apóstol por el mismo señor Jesús

  3. Alberto Guedes dice:

    Alejandro,San Matias se fue a pie a la aldea de La Campa, Lempira, por ordenes de JOH DEZ.

  4. alejandro dice:

    QUE DE MATIAS!!!! EL REEMPLAZO DE JUDAS IZCARIOTE.

Explicación necesaria:

LA TRIBUNA Online respeta el libre pensamiento de sus lectores. Y por ello publica sus comentarios -- que no pasen de 500 palabras--, tal como los envían, incluso con su ortografía. Pero sugiere que se utilice, indistintamente del criterio político o ideológico de sus autores, un lenguaje que no ofenda la moral y las buenas costumbres. Caso contrario, nos obligarán a omitirlos.

Opina sobre esta nota