Frío que azota la capital deja a un anciano muerto

TEGUCIGALPA.- El frío inclemente que desde ayer azota la ciudad es un verdadero castigo para los indigentes, niños, adultos mayores y personas con demencia senil, a tal punto que ya cobró la primera víctima.

Pese a las bajas temperaturas, doña Rosa María Medina cocina casi a la intemperie.

Se trata de Ismael Díaz Fiallos (70), quien fue encontrado muerto en las cercanías del puente a desnivel de la colonia San Miguel de Tegucigalpa. Según el informe de Medicina Forense, el indigente habría muerto a eso de la 1:00 de la mañana de ayer sábado, frente al punto de taxis en la antigua panadería El Dólar, de ese sector.

El dictamen establece que la causa del fallecimiento fue por hipotermia causada por las bajas temperaturas que afectan a las personas cuando tienen bajas sus defensas. Díaz Fiallos era uno de los tantos enfermos alcohólicos consuetudinarios en esa zona.

Según el informe de los elementos de la Policía, al momento del levantamiento del cadáver, el anciano llevaba puesto solo un zapato. El cuerpo fue llevado ayer a la morgue, desde horas muy tempranas, pero no aparecieron familiares para retirarlo.

Este tipo de muertes no se producía desde el 2011, según los registros que hay en la Morgue Judicial, aunque otros dicen que estas personas ingresan como si se tratara de muertes naturales o indeterminadas.

La Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) decretó alerta amarilla por 48 horas a partir del viernes a las 5:00 de la tarde para el departamento de Colón, en vista que la cantidad de lluvia en las últimas horas en ese departamento provocó inundaciones.

CASTIGO PARA INDIGENTES

Aunque viven casi desguarnecidos, la pareja de indigentes logra conseguir agua limpia para sus alimentos.

La falta de un albergue para este tipo de vagabundos por parte de las autoridades municipales o instituciones no gubernamentales condena a estos capitalinos a congelarse del frío por las noches.

En diferentes partes de la ciudad, los indigentes sufren el intenso frío en sus frágiles covachas de cartón y plástico, apenas protegidos con varias capas de ropa sucia, y los que tienen más suerte, arropados con cobijas malolientes.

Su pobreza es evidente; atesoran lo poco que tienen colocándolo a su alrededor y vigilando de vez en cuando que nadie se los quite, con la frecuencia que les permite la somnolencia, el hambre y la pérdida de noción de la realidad.

Sin embargo, es la misma ciudadanía que vive cerca a los sitios donde se ubican estos desdichados la que por casualidad les regalan pedazos de sábanas y otros abrigos para que puedan echárselos encima durante las noches heladas.

Uno de los tantos indigentes es Rosa María Medina, de 50 años de edad, quien vive al lado del puente de la colonia La Vega de Comayagüela, junto a su esposo Osmar Flores y un hijo de ocho años.

Un vagabundo apodado “el señor de los perros” sube por este muro para llegar hasta donde tiene una colchoneta y ocho caninos que son su única compañía.

“Nos morimos del frío en la noche, pero lo que yo hago es buscar los trapitos más calientes para abrigar el niño, porque para nosotros lo que tenemos es una colcha, pero ya no sirve”, expresó Medina, al tiempo que encendía un fogón para calentar unos frijoles.

Esta familia improvisó una casucha con paredes de nailon y pedazos de cartón, en cuyo interior hay una colchoneta vieja, trapos amontonados y bolsas llenas de embases plásticos que la familia recoge de los contenedores de basura. En ese pequeño reducto también se observa una cocina con un fogón elaborado con tres piedras y una lata, donde doña Rosa cocina sus alimentos.

“Hemos vivido mucho tiempo en el mercado y otras partes, pero hace un mes que nos venimos para acá. El problema es cuando hace frío o llueve, porque en estas casitas uno no se puede cubrir”.

En tanto, comentó que  no pierde la esperanza de que algún día pueda tener su propia casa para no ser víctima de las inclemencias del tiempo.

EL SEÑOR DE LOS PERROS

A 100 metros de este lugar, frente el Instituto Nido de Águilas, un vagabundo vive en una zacatera, acompañado por ocho perros, los que se echan a su alrededor cada vez que lo ven dormir en unas colchonetas.

Muchas familias viven en las covachas de los basureros del mercado Zonal Belén. Los niños odian las noches porque el frío no los deja dormir.

El indigente solo es conocido como “el señor de los perros”, pero según cuentan los pepenadores que visitan el lugar, a este personaje no le gusta hablar con la gente. Sin embargo, LA TRIBUNA quiso dialogar con él y de manera clara dijo: “por favor, no me pregunten nada”.

Para llegar a su “hospedaje”, este ermitaño tiene que subir un muro de bloques con una altura de cinco metros. Sin temor alguno, escala por las raíces de un árbol para llegar hasta el lugar donde tiene una colchoneta cubierta de nailon, pedazos de saco y cartones.

No menos conmovedora es la triste escena que se contempla en la parte posterior del mercado Zonal Belén de Comayagüela. Ahí, cuatro familias se refugian en unas chozas ubicadas alrededor del basurero. Las jóvenes madres se las ingenian para abrigar, aunque sea con sus brazos, a varios niños menores de cinco años.

Suyapa Cruz, una de las inquilinas de este lugar, manifestó que “sufrimos cuando hace frío, pero uno de grande puede soportar. Lo que me da pesar son los niños, que casi no tienen ropa”.

Cruz comentó que, aparte de necesitar abrigo, en estos momentos está pasando por serias preocupaciones, porque tiene tres niños de edad escolar y quiere matricularlos, pero no cuenta con dinero para comprarles los cuadernos.

POBREZA LOS ENLOQUECE

Resignados a la desgracia, como si solo esperaran la muerte, permanecen aquellos desdichados que no tienen casa, abrigo ni alimento.

En el puente peatonal que se localiza frente al Instituto Hondureño de Seguridad Social (IHSS) de la colonia La Granja de Comayagüela, tres personas habitan bajo unos cartones. También son víctimas de la extrema pobreza y para colmo tienen problemas psiquiátricos. A ratos se muestran agresivos con los que ahí esperan transporte.

Asimismo, en el bulevar Fuerzas Armadas, a un extremo de la entrada a la colonia La Fuente de Comayagüela, decenas de enfermos alcohólicos duermen en unas cajas destartaladas, al lado de un contenedor de basura.

Los indigentes cada vez son más en la capital. Las autoridades gubernamentales no cuentan con un censo que indique cuántos vagabundos hay en la capital, pero organizaciones de derechos humanos estiman que en los últimos tres años se ha incrementado el número de ciudadanos que quedan viviendo a la par de basureros o bajo los puentes de la ciudad.

La mayoría de personas que vive en la calle se concentra alrededor de los diversos mercados, también en sectores como la colonia Kennedy, donde se contabilizan unos 15 contenedores de basura que son el hogar de unos diez menesterosos. (ECA)

Explicación necesaria:

LA TRIBUNA Online respeta el libre pensamiento de sus lectores. Y por ello publica sus comentarios -- que no pasen de 500 palabras--, tal como los envían, incluso con su ortografía. Pero sugiere que se utilice, indistintamente del criterio político o ideológico de sus autores, un lenguaje que no ofenda la moral y las buenas costumbres. Caso contrario, nos obligarán a omitirlos.

9 Comentarios de “Frío que azota la capital deja a un anciano muerto”
  1. Carlos dice:

    Deberían utilizar parte del dinero que incauta la OABI para hacer albergues para las personas sin hogar, mayores, discapacitados, niños, enfermos, así este país mejoraría mucho. Daría mucho gusto ser hondureño.

  2. murill dice:

    que pasa gobierno a donde esta el dnero del pueblo

  3. Mary dice:

    Que pena, tristeza e impotencia causa ver estas noticias, y principalmente por los niños y ancianos que sufren estas inclemencias del tiempo. Si hubiera un lugar donde podamos donar algo de ropa, que lo hagan saber, se que el corazòn del Hondureño es noble y solidario con los menos favorecidos. ahhh, pp bobo, quiza podes dejar un rato de hablar de estupideces de 4ta, 5ta y 6ta urna y dedicarte a ayudar vos y tus ministros incapaces a ver la pobreza en que nos tienen sumergidos con su desgobierno, atajo de sinverguenzas, apatridas, hartos de ambiciòn y poder; ojala Dios no te castigue donde mas te duela por el daño que vos y el sinverguenza y aprendiz de dictador de JOH, nos han hecho.

  4. Pepito Fiesta dice:

    Preguntenle a los ""Samaritanos de la iglesia elitista de ""Pisto Abundante""que dirige Evelio Mevale Reyes que sacrifiquen por una semana al menos el die$mo que aportan a la "iglesia"" compren cobijas y frazadas y busquen a esta gente y compartan con ellos que tanto lo necesitan, alli es en donde realmente se demuestra el amor al projimo con hechos y no palabras bonitas llenas de buenas intenciones pero que hasta alli nomas llegan, al guebierno de Pepe Bobo ni le pregunten que haga algo al respecto, ellos estan demasiado ocupados viendo como roban a manos llenas antes de que termine este mandato asi que…..Ojala un milagro ocurra y a alguien con buena voluntad ayude a esta gente.

  5. tuca dice:

    Hey y los buenos samaritanos de las iglesias .Jesus es verbo.

  6. YNOR dice:

    DEMENCIA SENIL= La definicion es facil de entender, un ejemplo es Fidel Castro, un anciano que esta perdiendo sus facultades mentales. Ahora DESGUARNECIDOS, Facil de comprender, un ejemplo: Nuestro Pueblo Pobre vive en la interperie, osea en la calle sin ninguna proteccion. Si no entendes la ultima palabra te voy a dar otro ejemplo: Pepe Lobo tiene a los ciudadanos de Honduras desguarnecidos de Seguridad Juridica. Entendiste o eres mas bruto de lo que pense?

  7. juan camilo dice:

    Cual es el problema con estas palabras si mas claras no pueden ser:
    Demencia senil:padecen de locura ,o personas mayores presentando problemas de locura.
    Desguarnecidos:desprotejidos,a la interperie.
    asi que cual es el problema; al pan,pan y al vino,vino.

  8. carol dice:

    Hola me pueden darel correo del periodista que escribio estA nota noS interesa donar frazafas a esas personas. Gracias

  9. micofrito dice:

    siempre me gusta leer la tribuna pero últimamente vengo notando una serie de palabras que obligatoriamente te manda a buscar el sinónimo de las mismas en el diccionario como en este caso conmigo con las siguientes palabras por ejemplo{ DEMENCIA SENIL Y DESGUARNECIDOS} creo que el editor debería tener mas cuidado al editar tales palabras gracias

Explicación necesaria:

LA TRIBUNA Online respeta el libre pensamiento de sus lectores. Y por ello publica sus comentarios -- que no pasen de 500 palabras--, tal como los envían, incluso con su ortografía. Pero sugiere que se utilice, indistintamente del criterio político o ideológico de sus autores, un lenguaje que no ofenda la moral y las buenas costumbres. Caso contrario, nos obligarán a omitirlos.

Opina sobre esta nota