Quien no vaya a la “escuelita”: ¡quedará fuera! - Diario La Tribuna