El Papa más social se da un baño de multitudes en Corea del Sur. - Diario La Tribuna