Fumar en parques emblemáticos de Londres puede tener los días contados. - Diario La Tribuna