NUESTRA GENTE, SUS RAÍCES - Diario La Tribuna