El sueño truncado del centralista ultimado mientras abordaba un bus - Diario La Tribuna