La violencia persiste en Centroamérica pese a drásticos planes de seguridad - Diario La Tribuna