Atlético-Barcelona, partido a presión - Diario La Tribuna