Esta es la lamentable frase que avergüenza a todos los bomberos - Diario La Tribuna