Sale de terapia sobreviviente de incendio en feria del mayoreo

MC
/ 10 de diciembre de 2018
/ 05:10 am
Síguenos
01234

Más

Entre cánticos de alabanza y adoración, Delmer Francisco Varela (38), uno de los sobrevivientes de la explosión registrada el 20 de febrero del 2015 en la Feria del Agricultor y El Artesano frente al estadio Nacional, agradeció el domingo a Dios, por haberle librado de la muerte.

Varela, quien hasta el jueves pasado salió de intensas terapias, compartió su testimonio en la iglesia Evangélica El Dios Viviente, de la aldea Las Flores, a unos 19 kilómetros de Tegucigalpa sobre la salida hacia Olancho.

“Desde niño conocí la palabra, por eso creo plenamente que Dios me dio la oportunidad de seguir viviendo junto a mis dos pequeños hijos” reconoció.

“No paro de agradecer al Divino Creador del universo, lo que hizo por mí, y le digo al pueblo hondureño, que hay que ser fuertes, sin importar la tempestad, porque con la ayuda de Dios, siempre se sale adelante”, motivó.

En el incendio, Delmer perdió a su esposa, Devi Carolina Berrios (30), a su hermana Dania Varela Varela (24), de profesión ingeniero, a su cuñada Mary Rubi Andino Valeriano (34) y los trabajadores Gerson Galindo y Miguel Baca, a quienes los consideraba miembros de su familia.

Según su relato, el día de la tragedia, él estaba almorzando junto con su esposa, su hermana, su cuñada y los dos empleados, cuando de pronto observó cómo explotaba un chimbo de Gas Licuado de Petróleo (LPG), que de inmediato envolvió a todos en llamas.

Como pudo salió corriendo como una antorcha humana, pero aun así regresó para buscar a su esposa y a los demás acompañantes, lamentablemente ya no pudo hacer nada para salvarles la vida.

Delmer Francisco Varela sufrió quemaduras en el cuello, la cara, brazos, piernas, espalda, brazos y antebrazos, al punto que le realizaron ocho injertos. Fue hasta el pasado jueves que especialistas terminaron las terapias en el Hospital Escuela Universitario (HEU).

Durante estuvo postrado en cama, llegó un pastor desde los Estados Unidos, quien oró por él, manifestándole que Dios le iba dar otra oportunidad para que le sirviera al Señor, Varela se apropió de esa palabra y ahora su único propósito es servir al “Rey de Reyes y Señor de Señores”.

Las terapias fueron auspiciadas por parte de su familia y la Fundación Centro Cristiano de Asistencia a Quemados (Crisaq), a quienes les agradeció infinitamente.

DATOS
El próximo 20 de febrero, se cumplirán 3 años de ese fatídico incendio que ocurrió en el área de las comidas en la Feria del Agricultor y del Artesano ubicadas frente al estadio Nacional en el barrio Morazán de Tegucigalpa. Los recuerdos son imborrables para familiares que aún lloran la partida trágica de sus seres queridos en medio de la propagación de una especie de nube con llamas.

Ese viernes, decenas de capitalinos disfrutaban de su almuerzo, el reloj marcaba las 12:45 del mediodía cuando repentinamente un primer estruendo, similar al estallido de un mortero estremeció el lugar. Segundos después se sintieron otros dos fuertes estruendos, que desataron uno de los incendios más pavorosos que se llevó 11 vidas, marcando para toda la vida a la familia doliente.

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América