En confuso “asalto exprés” muere taxista

ZV
/ 31 de enero de 2020
/ 09:28 pm
Síguenos
01234
En confuso “asalto exprés” muere taxista

Más

El conductor de un taxi fue ultimado este viernes en un confuso “asalto exprés”, cuando se desplazaba por el bulevar Suyapa, frente a la colonia Florencia de Tegucigalpa.

La víctima es Víctor Manuel Ordóñez Laínez, de 19 años, presunto “ruletero” que perdió la vida a consecuencia de haber recibido un disparo en el costado y cuando se transportaba con tres pasajeros.

El violento hecho se registró alrededor de las 8:00 de la mañana, cuando el operario del rubro transporte transitaba con rumbo a la Universidad Nacional Autónoma de Honduras (UNAH).

Supuestamente cuando la unidad pasaba frente a la intersección de acceso al bulevar La Hacienda, uno de los pasajeros dijo a los demás tripulantes que se trataba de un asalto, por lo que los ocupantes debían entregar sus pertenencias, incluyendo el dinero.

Aparentemente, uno de los pasajeros se opuso al atraco, originándose un forcejeo dentro del automóvil.

SACAN PISTOLA

Durante el confuso forcejeo uno de los pasajeros, supuestamente un guardia de seguridad, sacó una pistola y disparó en una ocasión y le impactó al taxista. Herido de gravedad, el “ruletero” se salió del vehículo y corrió unos 20 metros, cayendo muerto enseguida.

Por el sector transitaba una patrulla de la Policía Militar del Orden Público (PMOP) y los uniformados al escuchar el disparo se dispusieron a verificar de dónde provenía.

En el acto, los militares atraparon a los otros dos tripulantes del taxi y los llevaron a una posta policial para que declarasen sobre lo acontecido.

Por su parte, el taxista fue encontrado muerto en las cercanías al bulevar Suyapa, en una de las entradas a la colonia Florencia de Tegucigalpa.

OTRA VERSIÓN

En primera instancia, los testigos aseguraron que supuestamente llevaban raptada contra su voluntad a una persona en un taxi con registro 4055 y el conductor estaba involucrado en el “asalto exprés”.

Pero horas después, los parientes de Ordóñez Laínez defendieron a su ser querido, aseguraron que era una persona trabajadora y que se ganaba el sustento diario honradamente en el taxi. Además, agregaron que en vida el conductor de taxis para generar más dinero para su familia trabajaba por las noches en un gimnasio capitalino.

Por tal razón se desconoce si la persona fallecida en este sector era el secuestrado o uno de los presuntos secuestradores. Sin embargo, serán las autoridades policiales y de investigación las encargadas de desvirtuar o confirmar las hipótesis sobre el crimen.

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América