La economía y los médicos

La economía y los médicos
ZV
/ 31 de octubre de 2020
/ 12:01 am
Síguenos
01234
380
Compartido
700
Visto
Más

Por: José Israel Navarro Carrasco
Coronel de aviación ®
Capinave@yahoo.com.

Es difícil tratar de encontrar una conexión positiva entre estos vocablos, máxime ahora con la pandemia galopante que no tiene indicación de que pare.

Desde el inicio del confinamiento y cierre de fronteras, ordenado por nuestro gobierno con el fin de tratar de frenar lo más que se pueda el brote y propagación del COVID-19, no se pudo detener la espiral de contagiados y los muertos, pero no ha sido como se esperaba, ya que muchas aves agoreras, especialmente de algunos miembros de salud, anunciaron que habrían muertos a granel y que caeríamos como moscas, similar a lo que pasó en Ecuador y Perú, quizás con el fin de que tuviéramos conciencia de lo que es el COVID.

Paralelamente al cierre de las fronteras, más el confinamiento de la población, la economía se empezó a desplomar, algunos economistas pronosticaron una caída vertiginosa, además de esto el cierre de empresas con suspensión de trabajadores, se paró también la aviación comercial nacional, como la internacional, la caída vertiginosa del turismo, con las consecuencias del cierre de hoteles y centros de diversión, como las pequeñas empresas; al no haber ingresos, no había dinero para pagar, trayendo como consecuencia el despido de empleados.

El confinamiento principió a mediados de marzo y hasta hoy aún persiste, con algunas variantes, ya que el gobierno a través de las mesas multisectoriales principió a permitir la salida de la población, en principio a comprar sus necesidades de acuerdo al último digito de su tarjeta de identidad, también se abrieron las farmacias, supermercados, pulperías y abarroterías en general, algunos negocios, proliferaron los emprendedores, vendiendo infinidad de cosas, pero no todos somos emprendedores, ni tampoco compradores, si no tenemos circulante, actualmente son dos dígitos los permitidos salir, pero toda acción genera reacción, el resto de la población abusó de las salidas, el servicio público (buses, brujitos, normales, rapiditos y toda clase de vehículos) salieron en desenfreno a las calles y avenidas, volvió ese libertinaje vehicular y a proliferar los accidentes de tránsito, con muertos y lesionados sin estar autorizados a salir, hasta otra caravana de inmigrantes se formó con destino a USA, sin guardar las medidas de bioseguridad, al final fracasó.

Los industriales, dueños de almacenes, maquilas, empresarios, los mismos dueños del transporte público, empezaron a presionar al gobierno para permitir reabrir la economía y aun el mismo gobierno ha tenido problemas para pagar a los empleados públicos.

Por otra parte, el sector salud empezó a sufrir pérdidas de sus compañeros (médicos, enfermeros, etc. etc.), por la infección del COVID, empezó la presidenta del Colegio Médico y el otro médico del IHSS de San Pedro Sula, a protestar contra el gobierno por diferentes causas, al final terminaron siendo parte de la oposición y aspirar a posiciones políticas; reconozco que nuestros médicos son héroes, también se suman nuestras FF.AA. y los de SINAGER, en general.

Recientemente el señor jefe de las FF.AA., el general de División Tito Livio Moreno Coello, ofreció un almuerzo en ocasión del Día del Médico, al personal del Hospital Militar y les dio un pequeño pero significativo detalle personalizado, llegó brevemente el señor Presidente a agradecer a los galenos sus servicios en las atenciones que han brindado al personal infectado de las FF.AA., que han asistido al Hospital Militar, les explicó que si no abría la economía, no había cómo subsistir, que si les hacía caso a los médicos, la población protestaría, ya que en ambos casos conducía a la muerte, sin economía habría fuerte pobreza, pero consecuentemente se moriría de hambre la población, posiblemente menos infección, pero si la abren, podría aumentarse el contagio, mejoraría la economía pero consecuentemente la muerte por infección, nuestro pueblo no guarda las medidas de bioseguridad por más que se les pida.

La Economía y los médicos en estos momentos no coadyuvan, pero todo mundo ejerce presión sobre el señor Presidente y nadie coopera dando soluciones para escoger un rumbo correcto, es como aquel adagio, “si enchuta pierde y si no también”; no he visto políticos, ni de su partido ni de la oposición dando el ejemplo de cómo llevar esta pandemia, al contrario actúan como si esto fuera normal, los medios sí han colaborado y han hecho hincapié de seguir las medidas de bioseguridad, muchos hondureños (médicos, personal de enfermería, miembros de las FF.AA.) han muerto contaminados.

Nuestro pueblo agradece al personal de salud sus atenciones y el sacrificio de algunos de ellos, considerados héroes, el señor Presidente colabora para su seguridad, para minimizar sus pérdidas. Felicidades en su día, que nuestro señor los proteja y los bendiga, loor a nuestros héroes.

profilepic_mas/img/whatsapp.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Whatsapp
Suscríbete
profilepic_mas/img/telegram-2021.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Telegram
Suscríbete
profilepic_mas/img/tribuchat-2021.jpeg
Recibe más servicios con nuestro Tribuchat
Suscríbete
©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América