Alianza para lo mismo

MA
/ 20 de abril de 2021
/ 01:58 am
Síguenos
01234
Alianza para lo mismo

Más

Nery Alexis Gaitán

Las elecciones primarias les han dejado buenas lecciones a los políticos. Sobre todo, a los de la oposición que se muestras endebles; y es obvio su alejamiento de la toma del poder. Y es que su impacto en la población no ha sido el acertado.

El pueblo, agobiado por las tormentas tropicales y la pandemia, lo que desea es encontrar soluciones inmediatas a su precaria situación económica y de salud. Y está hasta la coronilla de los mensajes mentirosos de siempre, que los políticos tienen a flor de labios; su boca, artífice de mentiras, solo pregona el desinterés hacia los pobres y la dura vida que afrontan cada día.

Y es que cuando el pueblo más los ha necesitado, han estado ausentes. Con pocas excepciones han ignorado la dura situación de los hermanos menos favorecidos. Solo aparecen en los momentos de bonanza para recoger las mieles que no han sembrado; mientras el pueblo sigue sufriendo.

En estas elecciones primarias hubo de todo; las picardías, las mandracadas, y los votos inflados solo evidenciaron la desesperación de los políticos opositores, al sentirse faltos del calor popular. Y es que desde hace mucho se han desvinculado del pueblo.

Estos políticos de poca monta, al fin y al cabo no tienen propuestas de calidad que respondan a las urgentes necesidades de la población. Y los partidos políticos adolecen de un plan de gobierno que respalde su accionar; andan a la deriva, al son que toque el caudillo de turno.

Ya saben que a nivel de partidos de oposición son débiles. Razón por la cual están urgidos en hacer una alianza para enfrentar al Partido Nacional. Pero aquí es donde “la mula botó a Genaro” según el decir popular. Completamente enfrascados en sus mezquinos intereses no ceden en sus pretensiones al poder. Veamos:
El Arlequín Empolvado cree que tiene el 70% del electorado a su favor y que no necesita alianzas, y de ser parte de una coalición jamás aceptará ir de segundón. Y torpe, dizque se ha aliado con el candidato perdedor por excelencia, Luis Zelaya; con ellos solo hay fracaso.

El recién elegido candidato liberal no cederá su puesto fácilmente; sobre todo, en manos de quienes no confía y que han sido sus adversarios. Además no es bien visto por muchos líderes de la oposición que no perdonan su pasado delictivo. Y es que pudo pagar las cuentas con la ley norteamericana, pero la deuda moral que tiene con el pueblo hondureño es impagable.

Por su parte, Manuel Zelaya -propietario de Libre, y no menciono a la candidata porque solo es una mampara sin voz ni poder de decisión-, sigue enfrascado en la instauración de una innecesaria Asamblea Nacional Constituyente, en modificar nuestra Constitución y el sistema democrático.

Planteamientos que ya no son atractivos para la hondureñidad y que se reflejan en los pocos votos obtenidos, aun inflando las urnas, y que lo alejan de ser la segunda fuerza política del país. Además, el pueblo no le perdona que las cuotas de poder que ha obtenido hayan sido solo para sus allegados y en nada han beneficiado a las grandes mayorías.

Pero “Mel” sigue obsesionado con volver al poder a costa de lo que sea, pero esta vez no cederá su liderazgo en una posible alianza. Sobre todo con quien fue su ministro y con el cual no quedó en buenos términos.
Lo cierto es que estos líderes, completamente individualistas y a quienes solo les interesa llegar al poder a costa de lo que sea, quizás puedan efectuar alguna alianza. Pero lo seguro es que los intereses del país y del pueblo hondureño están ausentes.

Honduras necesita políticos que estén interesados en ayudar a los pobres y no en saquearlos. Los hondureños debemos exigirles cuentas a estos políticos deshonestos.

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América