Ineptitud y actitud como factores de atraso

ZV
/ 26 de abril de 2021
/ 12:02 am
Síguenos
01234
Ineptitud y actitud como factores de atraso

Más

Por: Marcio Enrique Sierra Mejía

Honduras es un país en vías de desarrollo. Con un nivel bajo del Producto Interno Bruto (PIB) per cápita. Y que entre los impedimentos estructurales para su crecimiento económico sostenido. Se encuentra la ineptitud. O sea. Muchas personas evidencian bastante incapacidad para realizar adecuadamente una actividad. Una función o trabajo. Hay muchos ejemplos de incumplimiento de los deberes propios del cargo que desempeñan y notoria ineptitud en su ejercicio.

La cuestión de la ineptitud. Tiene que ver con la falta de aptitud para hacer alguna cosa. Con la falta de disposición natural y particular para hacer algo. Para dedicarse a una disciplina en particular o un arte o una ciencia. En otras palabras. A la carencia de capacidad para concebir un objeto.

¿Hasta qué punto la ineptitud es un factor de atraso natural en nuestra sociedad? Según los entendidos en este tema. Existe el concepto de ineptitud emocional. Que se refiere a las características psicológicas que imposibilitan siquiera pensar en la posibilidad de soñar con algo medianamente sano. Entonces. Para estos teóricos lo que hay que tratar de buscar es a alguien apto. Que tenga aptitudes que concilien con el objetivo que se ha trazado.

En nuestro caso. Existen hondureños y hondureñas aptos y también ineptas. Pero en realidad todos somos en algún modo ineptos. Algunas personas realizan negociaciones muy bien, otras no. Existen los que cuentan con habilidades para cocinar. Pero otros muchos que no. Algunos son buenos administradores. Otros no. Hay quienes son duchos para hacer corrupción. Otros que no los son. Hay políticos ineptos y otros que son aptos. Hay procesos de construcción de obras civiles públicas dirigidos por gerentes ineptos. Otros por ingenieros aptos. Y así podemos continuar ejemplificando. Pero no le veo mucho sentido hacerlo.

Lo que debe importar es ver lo contrapuesto. ¿Quién sería alguien apto? Es decir. Una persona con empatía. Con capacidad de escuchar. Que tiene la capacidad para cumplir una función o un rol específico. Con características psicológicas que permiten pronosticar diferencias interindividuales en situaciones futuras de aprendizaje. O sea. Condiciones idóneas para cumplir una función determinada. En otras palabras. Tiene suficiencia. Idoneidad. Capacidad. Y la disposición necesaria para cumplir con una expectativa. Ya sea física. Mental. O psicológica. La aptitud engloba capacidades mentales o cognitivas (el razonamiento, la rapidez mental, etc.,) como las emocionales o de personalidad. De tal manera. Que el individuo tiene inteligencia y habilidades innatas y aprendidas.

Empero. La cuestión que inquieta. Es cuando constatamos personas aptas que no cumplen con su cometido. Hay ejemplos de actores públicos y privados que son personas aptas pero sus actitudes reflejan que no están comprometidas con la labor que desempeñan. Que ponen poco empeño al realizar su trabajo. O que si lo ponen los hacen con propósitos distintos al esperado. Muestran energía. Y se concentran para hacer su tarea con otros fines al establecido. Es decir. No obstante tener aptitud. Su actitud esta predispuesta a tener un comportamiento corruptivo. En consecuencia. En nuestra sociedad tenemos ciudadanos y ciudadanas que son aptos. Sin embargo. Demuestran actitudes que no están comprometidas con realizar. Poner empeño y energía. Para llevar a cabo la labor con honestidad.

¿Hasta qué punto podemos corregir en la sociedad hondureña la predisposición (actitud) hacia la corrupción? ¿De qué le sirve a una sociedad contar con personas aptas si sus actitudes están predispuestas para cometer corrupción? ¿Cómo se puede cambiar la actitud corruptiva de las personas aptas? ¿O acaso una persona con actitudes corruptivas es una persona inepta?

Pareciera que la corrupción es una actitud social que ha ido incidiendo en las personas aptas. Y se ha enraizado en la sociedad debido a situaciones de pobreza. De desigualad social. De opiniones y creencias negativas. Sentimientos de exclusión y conductas derivadas de un entorno o sociedad de estímulos contraproducentes. Los cuales son factores que se interrelacionan entre sí.

Habría que estudiar si la ineptitud conduce a la corrupción. Y por qué una persona apta cae en una actitud corruptiva. La aptitud y la actitud son factores interdependientes que los hondureños y hondureñas no han desarrollado como debería ser en una perspectiva estratégica de desarrollo nacional. Con el fin de crear condiciones que propendan a salir del atraso. Tenemos carencia de estrategias sociales enfocadas en este asunto. O no hay aptitud para investigar estos factores de atraso o si la hay se actúa con indiferencia e ineptitud.

mesm1952@yahoo.es

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América