Iniciativa ciudadana contra las ZEDE

ZV
/ 23 de julio de 2021
/ 12:01 am
Síguenos
01234
Iniciativa ciudadana contra las ZEDE
Independencia y recuperación patria

Más

Por: Abog. Octavio Pineda Espinoza
Catedrático Universitario.

Las ZEDE (Zonas Especiales de Desarrollo Económico) llamadas también “Ciudades Modelo” originalmente, son un invento de un señor americano llamado Paul Romer que trabaja o trabajaba en una de esas universidades top de USA, que, en alguna fumada de esas esotéricas por las que son famosos los americanos en el mundo, decidió que el desarrollo de los países se daba en lugares altamente controlados, donde no habían disturbios porque sus integrantes o sea los ciudadanos y trabajadores, simple y llanamente no tenían derechos sociales, es decir, la disfrazó de conceptos muy rimbombantes y puso como ejemplos a algunos de los llamados tigres de Asia, particularmente, circunscripciones antiguamente dominadas por los ingleses y americanos donde el poder se maneja con mano de hierro, ciudades o estados donde ningún americano se atrevería a vivir sin derechos, como un ejercicio intelectual donde ocupaban un conejillo de indias para probar si funcionaba la mafufada, ¡vaya usted a saber estimado lector!, en Honduras Maduro, Callejas, Pepe Lobo y en especial JOH tomaron el reto como propio, bajo la falsa premisa, que iban a resolver el problema de empleo en Honduras pero con la decisión oculta de salvaguardar sus ilegalidades, sus fortunas mal habidas me dicen, crear privilegios para ellos y convertir a los hondureños en ciudadanos de tercera o cuarta categoría porque ya nos tratan como de segunda categoría.

Hicieron varios shows, comenzando con Maduro que, con reformas maquilladas empezó el proceso de alienación del territorio y los recursos naturales de este país bendecido con costas en ambos mares y en el corazón de Latinoamérica, de hecho Maduro vive en las Islas de la Bahía, que es como un protectorado escondido de los gringos y los piratas internacionales, supongo que es más fácil hacer esas cosas cuando no sos ciudadano de ningún país y tu pasaporte dice “Aventurero o Pirata”, después en el tiempo fueron buscando rescoldos para irle quitando a los nacionales su capacidad de inversión y de compromiso, no es que les costara mucho, los empresarios hondureños, todos sin excepción, son conocidos por ser los más conservadores del área y están muy embriagados con los contratos gubernamentales porque en realidad, no les gusta competir mucho; vino el 2012 y se empezó a hacer público en nuestro país el experimento de Romer, con el engrase gubernamental que el popular periodista y amigo “Tito Tito” llama “Moje”, todos le dieron el visto bueno en el CN y el 2013 decidieron que las ciudades modelo era el futuro de Honduras, ahí si usted revisa encontrará diputados de todos los partidos ser partícipes de esa desgracia nacional y si revisa bien, se llevará algunas sorpresas.

Bien después vino “Honduras is open for business”, otro show gubernamental, se inventaron una comisión para instalar las ciudades modelo, ahora ZEDE, en donde incluyeron al mismo Paul Romer, pero el mismo inventor al darse cuenta de lo que estaba haciendo la oligarquía cachureca, salió corriendo, imagino después de fumarse el último pito, y renunció a la tal comisión diciendo que no buscaban lo que el enseñaba en las prístinas aulas universitarias norteamericanas, sin embargo, la semilla estaba plantada y vaya usted a saber, Juan Hernández la cosechó a la máxima expresión antihondureña en busca de privilegios, impunidad, resguardo a la corrupción institucional y la creación, con la complicidad nuevamente de diputados de todos los partidos representados en el CN, de un paraíso fiscal y una supuesta zona donde no caben los tratados de extradición, esto me imagino es así, porque los israelitas, al final le dijeron que allá no se puede.

Lo cierto es que, lo que hicieron en el Congreso Nacional y la Corte “Suprema de Justicia” cooptados por JOH, es la aberración jurídica más indignante de la historia de Honduras, con cómplices en todos lados que, al principio se quedaron callados viendo para donde soplaban los vientos, con el apoyo de lo que yo llamo los lados oscuros de los tres partidos más representados en el órgano legislativo que, en otro tiempo, ya hubieran sido sometidos a la guillotina por traicionar a la patria, a la nación, a la República, al Estado, al pueblo y que, como los cobardes que son, lo hicieron vía zoom, porque las pelotas no les ajustan ni para ir al hemiciclo legislativo, bueno, no se le pueden pedir pelotas a quien no las tiene dirían algunos amigos míos refiriéndose a la cabeza del Legislativo y a otros, incluyendo a nuestros flamantes empresarios que empezaron a reaccionar cuando vieron al pueblo revuelto.

Dicho lo anterior quiero manifestar, como siempre lo he hecho, mi apoyo a la iniciativa ciudadana promovida por el CNA para lograr la derogación de la ley que le da vida a las ZEDE, son 15 mil firmas dignas que estoy seguro, si mantienen abiertos los libros y la posibilidad de firmar se convertirán en millones de hondureños que no quieren que el 35% de su territorio sea enajenado, y que existan tres Honduras: la de allá, la de acá y la de más allá!, los hondureños bien nacidos debemos repeler esta afrenta con todas las células de nuestro cuerpo, con todas las capacidades físicas y morales que tengamos, lo debemos hacer por nuestros hijos y por nuestros nietos y por sus hijos e hijas después, podemos superar nuestra pobreza relativa tomando buenas decisiones, evitando que JOH y sus adláteres se sigan robando 60 mil millones al año y que no les caiga pena, y ahí, debo requerir al CNA para que haga lo que más les va a agradecer el pueblo hondureño, falta señalar, demandar y denunciar con nombre y apellido, al mayor corruptor de Honduras porque ya lo dijo bien el brillante escritor Víctor Hugo: “Entre un gobierno, que lo hace mal y un pueblo que lo consiente, hay una cierta complicidad vergonzosa”.

octavio_pineda2003@yahoo.com

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América