Devuelven “cerebro” del sistema eléctrico a la ENEE

Devuelven “cerebro” del sistema eléctrico a la ENEE
MA
/ 8 de junio de 2022
/ 03:19 am
Síguenos
01234
Entre las tareas del CND destacan la operación del sistema eléctrico hondureño y la administración del mercado mayorista.
380
Compartido
700
Visto
Más

Como un acto histórico y patriótico en sus primeros meses de gestión calificó el gobierno de la Presidenta Xiomara Castro, la decisión de devolverle a la Empresa Nacional de Energía Eléctrica (ENEE), el Centro Nacional de Despacho (CND).

Hasta el 18 de mayo de 2022, el CND estuvo en manos del sector privado, que desde 2016, a través de la Ley General de la Industria Eléctrica (LGIE), fue quitado a la ENEE, y cedido a terceros para convertirlo en un organismo conocido como el Operador del Sistema (ODS).

No obstante, a finales de abril, el actual gerente de la ENEE, Erick Tejada, introdujo al Consejo de Ministros el proyecto de decreto legislativo “Ley Especial para Garantizar el Servicio de Energía como un Bien Público de Seguridad Nacional y un Derecho Humano de Naturaleza Económica y Social”.

Dicho decreto fue remitido por la mandataria al Congreso Nacional, donde se aprobó el pasado 12 de mayo.

El 19 de mayo, en cumplimiento al artículo 11 de la reforma energética recién publicada en el Diario Oficial La Gaceta, un equipo de la ENEE inició el retorno del ODS a manos públicas para hacerlo velar por el interés nacional, acción que fue calificada por el titular de la estatal eléctrica, en su cuenta de Twitter, como “otra victoria popular”.

GARANTIZA SUMINISTRO

Garantizar el suministro de energía las 24 horas del día, durante todo el año, es una labor compleja, permanente y delicada. Esa intrépida faena es realizada a través del Centro Nacional de Despacho (CND), conocido como el “cerebro” del Sistema Eléctrico Nacional, el cual opera desde 1982.

A través del CND se controla y supervisa la generación, transmisión y distribución de la energía que mueve al país. Entre sus tareas macro se enumeran la operación del sistema eléctrico hondureño, la administración del mercado mayorista, la planificación indicativa de la generación y de la expansión de la transmisión.

Según una fuente ligada al CND, una de las funciones más importantes del CND es mantener el equilibrio entre la oferta y la demanda de energía, para asegurar el suministro en todo momento.

El mercado eléctrico que Honduras mantiene con los países de Centroamérica, a través del Sistema de Interconexión Eléctrica para los Países de América Central (SIEPAC), es también manejado por el Centro Nacional de Despacho.

PARQUE GENERADOR

Los generadores son los proveedores de la energía que se entrega todos los días a los clientes de la ENEE, a través del Centro Nacional de Despacho.

Según lo establecido por el marco regulatorio, el parque generador nacional debe poner a disposición del CND, todas las unidades que tiene habilitadas.

Igualmente, coordinar con el CND los mantenimientos a las unidades de generación e informar su capacidad hora a hora, para prever el abastecimiento de combustible, en el caso de los termo generadores, según la planificación a futuro que el mismo centro les da.

El CND determina la hora y tiempo que las plantas entregarán la energía que producen, según el marco legal aplicable. Sin embargo, para despachar una planta generadora, se toman en cuenta diversos criterios, uno de los más importantes es lo que técnicamente se conoce como despacho económico.

De la energía disponible, se despacha primero la más barata y a medida que la demanda baja, se saca de línea la energía más cara.

Ese criterio no se estaba cumpliendo por privilegios otorgados a algunas tecnologías que, aunque fuesen más caras, se despachaban con prioridad, mientras la generación de las plantas estatales, como la de “El Cajón”, la tenían de respaldo de la generación intermitente, es decir, eólica y solar, ya que estás no reportan potencia.

TRANSMISIÓN EFICIENTE

En materia de transmisión, la ENEE cuenta con una red de más de 2,000 kilómetros de líneas de alta tensión que transitan por 16 departamentos de la nación; en el país hay unas 80 subestaciones eléctricas, de las cuales 70 son de la ENEE, todas monitoreadas en tiempo real por el CND.

A través de las líneas de transmisión se transporta la energía desde las plantas generadoras hacia las subestaciones eléctricas. El CND coordina la transmisión y despacho de energía y supervisa que esa transmisión sea eficiente, segura y efectiva.

El CND también coordina y autoriza las operaciones para mantenimiento en el área de transmisión, del mismo modo al presentarse una falla a nivel local o regional, con repercusión en el país, el Centro coordina las operaciones para restablecer el servicio.

CONTROL DE CIRCUITOS

En el área de distribución, el CND se encarga de coordinar, supervisar y controlar la apertura y cierre de circuitos cuando se les da mantenimiento o se restablece el servicio, al reparar alguna falla en el tendido eléctrico.

Distribución informa al CND qué circuitos estarán fuera por mantenimiento y cuánta carga se va a reducir como producto de las labores preventivas o correctivas que se harán en la red. Despacho también coordina los planes de contingencia que deben existir para mantener la seguridad del servicio en caso de alguna anomalía.

Tan delicado es el trabajo en el Despacho que un descuido en la operación del mismo, puede significar no solo la muerte de uno o varios trabajadores en campo, sino el daño total o parcial del equipo, demandas legales y significativas pérdidas económicas para el Estado y, por ende, para los hondureños.

MILLONARIA INVERSIÓN EL CENTRO POSEE MODERNO EQUIPO

Con fondos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), la Empresa Nacional de Energía Eléctrica dotó al Centro Nacional de Despacho (CND) de un moderno sistema de comunicación valorado en 185 millones de lempiras y un novedoso sistema de supervisión, adquisición y control de datos (SCADA) estimado en más de 75 millones de lempiras.

La modernización de este centro de operaciones eléctricas mejoró la calidad del servicio de energía, sobre todo, en la disminución del tiempo de respuesta ante una falla, gracias a las unidades de control remoto que monitorean en tiempo real todo el Sistema Interconectado Nacional (SIN).

Todo este equipo y el control absoluto del Sistema Eléctrico Nacional estuvieron hasta ahora en manos privadas, no obstante, con la reforma energética aprobada, la ENEE retoma las funciones del Centro Nacional de Despacho y estas vuelven a ser públicas, como debieron mantenerse siempre.

“No le tengan miedo a la reforma, la reforma es un planteamiento contundente, de un cambio de modelo del subsector, porque nosotros identificamos que había asimetrías de origen en cómo estaba organizado el subsector eléctrico”, Erick Tejada, gerente general de la ENEE.

LEY ENERGÉTICA ORDENA CANCELAR OPERADOR PRIVADO

La Ley Energética aprobada recientemente, ordena la cancelación del organismo “Operador del Sistema” ODS, que estaba en poder del sector privado. Asimismo, se establece la devolución del equipo y las instalaciones donde este funcionaba y el retorno de su operatividad a la ENEE. Más de 260 millones de lempiras invirtió la ENEE en el moderno sistema de comunicación, supervisión, adquisición y control de datos, que fueron cedidos al ODS, pero que ahora fueron recuperados.

profilepic_mas/img/whatsapp.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Whatsapp
Suscríbete
profilepic_mas/img/telegram-2021.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Telegram
Suscríbete
profilepic_mas/img/tribuchat-2021.jpeg
Recibe más servicios con nuestro Tribuchat
Suscríbete
©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América