Luis Bográn Barahona y la Fundación del Instituto Departamental “La Independencia”

Luis Bográn Barahona y la Fundación del Instituto Departamental “La Independencia”
ZV
/ 11 de junio de 2022
/ 12:03 am
Síguenos
01234
Emblemático edificio donde funcionó el Instituto La Independencia antes de 1975.
380
Compartido
700
Visto
Más

Pude leer en la biografía del matrimonio Bográn-Morejón: Biografía de Doña Teresa Morejón de Bográn (Rubén Antúnez Castillo, 1967) sobre la llegada del coronel francés llamado Romain Beaugrand, quien arribó a tierras hondureñas (por un supuesto naufragio) y entusiasmado por unas familias españolas se radicó en el poblado de Yuscarán; los lugareños al dificultárseles pronunciar su nombre se lo “castellanizaron” a Román Bográn, agradándole la transformación y solicitando el cambio legalmente.

Román, instalado en Honduras se enamora Agustina Bonilla y de esta relación, el día 11 de febrero de 1811, nace Saturnino Bográn Bonilla. Al poco tiempo la familia se traslada al departamento de Santa Bárbara. El joven Saturnino contrae matrimonio por vez primera con la señorita Gertrudis Barahona (hija de don Atiliano Barahona, un modesto y humilde carpintero de Juticalpa, Olancho y, de doña Josefa Hilaria Leiva). De este primer matrimonio nace Luis Bográn Barahona y Agustina Bográn Barahona (una escuela de Educación Primaria de la ciudad de Santa Bárbara lleva su nombre), esta última con el tiempo se convirtió en esposa de don Próspero Vidaurreta (Ministro de Hacienda durante un periodo presidencial de don Ponciano Leiva).

Fue en la ciudad de Santa Bárbara, el 3 de junio de 1849, que nació el niño Luis Bográn Barahona (producto del matrimonio de don Saturnino con doña Gertrudis), el día 22 de ese mismo mes y año fue bautizado en la Santa Iglesia Parroquial de Santa Bárbara por el sacerdote Patricio Donaire. Se le inculcan sus primeras letras bajo el cuido y la dirección de sus progenitores, para después realizar sus estudios de Educación Primaria en la escuela de su adorada ciudad natal. Doña Gertrudis se encuentra precozmente en su lecho de muerte, y, se supone, solicita a su esposo Saturnino se case nuevamente, pero que lo haga con su hermana legítima Saturnina Barahona, ya que esta daría un mejor cuido a sus hijos Luis y Agustina. Ambos acceden a lo solicitado y de este nuevo matrimonio nacieron varios hijos(as), entre ellos, Concepción Bográn (Chonita) quien fallece a los doce (12) años de edad, y Francisco Bográn quien con el tiempo se convirtió en médico, y presidente de Honduras en calidad de designado (del 5 de octubre de 1919 al 1 de febrero de 1920).

Al niño Luis Bográn Barahona al finalizar sus estudios primarios; su padre lo envía a Comayagua, (alojándolo en el hogar de don Francisco Bardales) para que realizase los estudios del Bachillerato y Leyes, siendo alumno del Dr. Céleo Arias. A la edad de 18 años, Luis era un joven con una inteligencia precoz, actitud que le valió para que su padre Saturnino tomara la determinación de trasladarlo a un lugar propicio para satisfacer los anhelos de superación mostrados por su inquieto y prometedor hijo. Opta por enviarlo a la ciudad de Guatemala; pero don Saturnino Bográn fallece el 18 de septiembre 1869 en la aldea Pinalejo, del municipio de Quimistán, a la edad de 58 años. Pese a la muerte de su padre, el joven Luis viaja a Guatemala ingresando a la Pontifica Universidad de San Carlos Borromeo, en ella aprueba entre 1870 y 1871 los primeros cursos de derecho con notas sobresalientes, pero se ve obligado abandonar sus estudios y regresar por razones familiares.

En el año de 1875, el general Luis Bográn Barahona, siendo Comandante de Armas y Gobernador Político Departamental, funda lo que actualmente es el Instituto Departamental “La Independencia”. El 3 de junio de 1879 (día de su cumpleaños número treinta), el general Luis Bográn Barahona contrae matrimonio con la señorita Teresa Morejón Ferrera, hija del señor José Antonio Morejón, nacido en Comayagua, y doña Faustina Ferrera, nativa de Santa Cruz de Yojoa, Santa Bárbara – hoy de Cortés. Cabe mencionar que entre 1883 y 1891, el general Bográn Barahona fue Presidente de la República de Honduras.

Como lo enuncié anteriormente, el 7 de enero del año 1875, se inauguraba en la ciudad de Santa Bárbara, lo que hoy y desde hace muchos años, conocemos con el insigne nombre de Instituto Departamental “La independencia”.

Aún no llegaba la Reforma Liberal, pero el General Luis Bográn Barahona en su condición de Gobernador Político y Comandante de Armas, logra convertir en realidad un sueño que para muchos de sus contemporáneos era una enorme utopía, misma que fue acompañada por el General Ponciano Leiva, “hijo” de Ceguaca, quien ocupaba la Presidencia de la República de Honduras. Si bien es cierto, el día 7 de enero es la fecha exacta de su fundación, se convirtió en una tradición celebrar ese acontecimiento el día 3 de junio, en honor a la fecha de natalicio del General Bográn.

Cabe enunciar que, durante el último cuarto del siglo XIX, Santa Bárbara fue una ciudad referente en términos de educación y vida cultural, contaba no solamente con una de las primeras e innovadoras instituciones educativas del país, sino también, con el periódico El Progreso, lo que abrió y dinamizó la cosmovisión de los y las “Pateplumas” de esa anhelada época. Esta última observación coincide con lo aportado por el Dr. Rodolfo Pastor Fasquelle, quien señala en su conocida Monografía sobre San Pedro Sula, que los santabarbarenses se reían (mofaban) de los sampedranos por su condición de rurales.

En ese sentido, es necesario aclarar que desde el año de 1825 hasta 1893, la ciudad de San Pedro Sula y muchos otros pueblos, pertenecieron al departamento de Santa Bárbara, del que se “separan” al constituirse el departamento de Cortés en ese año (1893). Esa coyuntura política entre dos “paisanos”, por un lado, el Gral. Leiva como Presidente de la República, y el influyente General Bográn, Gobernador y Comandante de Santa Bárbara, al parecer “favorecieron” su constitución iniciando con una matrícula de 104 estudiantes.

Esto se comprueba al leer un documento fechado el día 19 de septiembre de ese año (1875): “se presentaron a examen público 104 alumnos distribuidos en varias secciones. La de Filosofía consta de 31 alumnos y se examinó en la primera parte de Lógica. La de Gramática Castellana consta de 73 alumnos, la de Matemáticas consta de 90 alumnos, examinándose más de 40 en toda la Aritmética hasta la extracción de raíces. La de Inglés consta de 23 alumnos, habiendo sostenido una conversación variada en este idioma. La clase de Religión, Historia, Esgrima y Gimnasia no fueron examinados por falta de tiempo. El resultado fue satisfactorio, habiendo demostrado los alumnos positivo aprovechamiento. El indicado colegio ha mejorado notablemente, i en estos últimos días ha logrado establecer un buen gimnasio a cargo del inteligente joven Manuel Vela…”.

A partir del año de 1967 y mediante acuerdo 349 de la Secretaría de Educación se eleva esta institución a condición de oficial, en cuyo tránsito, ha mutado su nombre, pero jamás su esencia y compromiso: Colegio Normal de Santa Bárbara, Colegio Nacional de Santa Bárbara, Instituto Nacional de Santa Bárbara, Instituto Normal de Santa Bárbara y el más reciente y actual, Instituto Departamental “La Independencia”.

En 147 años de vida, los aportes que esta emblemática institución ha heredado al país son invaluables. Entre sus egresados se cuentan prominentes políticos, pintores, caricaturistas, escultores, dirigentes sindicales, escritores, científicos, médicos, diplomáticos, agricultores, abogados, artesanos, en fin, profesionales de diversas ramas del saber humano.

Con la historia de dicha institución, se encuentran relacionados expresidentes de la República, entre ellos, el Gral. Luis Bográn Barahona, don Ponciano Leiva, Francisco Bográn y Miguel Paz Barahona. Asimismo, en casi siglo y medio de vida institucional ha sido dirigido por históricas personalidades, recordados aún con el paso inexorable del tiempo, quienes entre nombres podemos leer: Luis Bográn, Manuel S. López, Sotero Barahona, Joaquín Tejada, Rodrigo A. Castañeda, Carlos Benett, Jorge Pinto, Saturnino Pacheco Bográn, Alberto Galeano Trejo, Domingo Sagastume, Leónidas Rivera M., Cleofás C. Caballero, Eulogio Galeano Trejo, Augusto Urbina, Francisco Rivera Pineda, Antonio Osorio Orellana, Francisco Castellón Caballero, Salomón Sosa, Carlos Rivera, Julio Sabillón Pineda, Claudio Juventino Sabillón, Florentino García, Cristóbal R. Silva, María Paz de Zúniga, César Oswaldo Rivera y a partir del año anterior, Anabel Herrera.

Para culminar esta breve reseña, es preciso evidenciar que el año 2014, gracias a la gestión del diputado al soberano Congreso Nacional de la República por el departamento de Santa Bárbara, el señor Carlos Interiano, fue declarado Patrimonio Educativo y Cultural de la República de Honduras.

* Catedrático y escritor.

profilepic_mas/img/whatsapp.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Whatsapp
Suscríbete
profilepic_mas/img/telegram-2021.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Telegram
Suscríbete
profilepic_mas/img/tribuchat-2021.jpeg
Recibe más servicios con nuestro Tribuchat
Suscríbete
©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América