¡Alianza para el desarrollo económico!

¡Alianza para el desarrollo económico!
MA
/ 15 de junio de 2022
/ 12:07 am
Síguenos
01234
380
Compartido
700
Visto
Más

Lic. Gustavo Adolfo Milla Bermúdez

En la IX Cumbre de las Américas se levantó y surgió una nueva esperanza de poder ver la luz al otro lado del túnel. Dentro de cada pueblo y país de Latinoamérica festejan con mucho júbilo y sed de felicidad por el logro obtenido y alcanzado por el presidente Joe Biden que es el artífice intelectual de la ¡Alianza para el desarrollo! Asimismo no dejemos de reconocer a los otros presidentes que asistieron a la cita de la Cumbre de las Américas, invitados al conclave internacional por el presidente Joe Biden, para que cada presidente expusiera sus puntos de vista sobre las necesidades básicas que adolecen nuestros pueblos.

¡La alianza para el desarrollo! Es una prueba de las evidencias internas y externas que el presidente Joe Biden ha exteriorizado en querer ayudar como tabla de salvación que necesitan los pueblos del Continente Iberoamericano. América Latina siempre ha sido aliada y amiga con el pueblo de Estados Unidos y con sus gobernantes que practican y viven en democracia y libertad como símbolo de amor entre los pueblos “hermanos”.

El presidente Joe Biden es el reconstructor para las Américas y está haciendo historia con su corazón noble y su espíritu de filosofía cristiana, es el segundo presidente católico después de John F. Kennedy (QDDG), un ser humano que practica el humanismo con devoción cristiana.

“La alianza para el desarrollo”, ha sido creada en la ¡Cumbre de las Américas! Para los países que creemos y vivimos en democracia y libertad. No creemos en doctrinas dogmáticas que detentan contra nuestro sistema de vida en democracia. Los pueblos que viven bajo la égida del comunismo o, del mal llamado socialismo del siglo XXI y otras doctrinas utópicas que solo le dan mendrugos de pan a sus pueblos, que mueren de hambre y miseria por culpa de los esbirros, corruptos y ladrones. La Cumbre de las Américas, es el bastión para derrotar la corrupción y poner a todos aquellos que se hacen llamar honrados y se lavan las manos con aguas sucias. Y se reparten el presupuesto como fueran propietarios. Ayer fueron ciudadanos comunes, hoy son de mucha estirpe y alcurnia. Hoy se han convertido en ídolos de barro Y miran sobre los hombros a los demás.
El presidente Joe Biden ha sido benevolente e indulgente con el pueblo de Honduras que es atrapado por el flagelo de los corruptos, politólogos y demagogos.

“La alianza para el desarrollo”, se ha convertido ya en nuestra principal política latinoamericana. Se le califica de artífice de una nueva era. Se la jalea como garantía de justicia social para todos. Y dentro de diez años los niños desnudos no morirán de hambre, el analfabetismo será borrado, la enfermedad del coronavirus será detenido y la superstición derrotada, la pobreza desterrada, y todo debido a “La alianza para el desarrollo”. Es un nuevo despertar lleno de fe y esperanzas de un nuevo amanecer.

El surgimiento de “La alianza para el desarrollo”, es su nacimiento muy considerado y tan importante para el hemisferio que los presidentes se hicieron presentes acompañados por sus ministros de Relaciones Exteriores dando fe de tal acontecimiento.

La alianza para el desarrollo significa el pleno reconocimiento del derecho de todos los pueblos a compartir dicho propósito. “América Latina”, si adopta las necesarias medidas internas, pueden razonablemente esperar su propio esfuerzo positivo.

Es necesaria una recomendación al departamento de Estado o, a la casa Blanca sobre la ayuda que piensa dar a los países del Triángulo Norte de Centroamérica. Traten en lo posible de nombrar agentes en los diferentes países para manejar la ayuda económico, pues la historia nos dice que la corrupción es el peor de los flagelos instituidos como norma de gobierno, que llegan a saco abierto para a propinarse de las “Arcas del Estado”. Hace poco que pasó un minidictador que nos dejó hipotecados y vendió el país con el nombre las “ZEDE” en partes, y hoy se encuentra entre las redes en la isla de Manhattan. Esa lucha contra la corrupción debemos emprenderla, es grave flagelo contra un pueblo que viaja en “Caravanas” buscando alivio a su desgracia con su familia.
¡Hay que ser neófito para no asistir a la Cumbre de las Américas!

profilepic_mas/img/whatsapp.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Whatsapp
Suscríbete
profilepic_mas/img/telegram-2021.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Telegram
Suscríbete
profilepic_mas/img/tribuchat-2021.jpeg
Recibe más servicios con nuestro Tribuchat
Suscríbete
©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América