El verano o estío

El verano o estío
MA
/ 21 de junio de 2022
/ 12:41 am
Síguenos
01234
380
Compartido
700
Visto
Más

Noé Pineda Portillo

Tanto para los poetas y artistas como para las personas en general, nos llama la atención las estaciones del año, no de hoy sino desde los tiempos antiguos, sobre todo por los cambios climáticos y de suelos que nos afectan. El año se divide en estaciones climáticas con características más o menos parecidas, que como hemos mencionado afectan al paisaje, a los seres vivos y a las actividades humanas. Las cuatro estaciones, por su orden son: primavera, verano, otoño e invierno. Las dos primeras componen el medio año en que los días duran más que las noches, mientras que en las otras dos las noches son más largas que los días.

En diversas culturas, las estaciones se realizan en diferentes fechas, dependiendo de su ubicación terrestre, por ejemplo, el verano no se realiza en la misma fecha en el hemisferio norte que en el hemisferio sur. Así, el verano entre los meses de diciembre, enero y febrero se realiza en el hemisferio sur y al contrario, en los meses de junio, julio y agosto en el hemisferio norte.

No siempre hubo cuatro estaciones a lo largo del año, fue hasta el siglo XVIII que las estaciones eran cinco. El propio Miguel de Cervantes reflejó en El Quijote los cambios estacionales de la siguiente manera: “La primavera sigue al verano, el verano al estío, el estío al otoño, y el otoño al invierno, y el invierno a la primavera, y así forma a andarse el tiempo con esta rueda continua”. La quinta estación se refería al estío, término que actualmente utilizamos como sinónimo de verano aunque no lo era en su origen.

Si regresamos al presente, y contrariamente a lo que muchos creen, la distancia de la Tierra al Sol no tiene casi ninguna influencia en las estaciones. De hecho, el próximo 3 de julio se producirá el fenómeno conocido como afelio, momento en que estaremos más distantes del Sol, en concreto, a unos 150 millones de kilómetros. El cambio estacional se da gracias a la inclinación del eje de la Tierra respecto a nuestra órbita solar. Esto hace que el número de horas durante el día haya crecido hasta la fecha en que tiene lugar el solsticio de verano. (noches y días desiguales).

Como vivimos en el hemisferio norte o boreal, estamos comenzando el verano astronómico (junio) que resulta muy lluvioso, excepto el periodo de la “canícula” o “veranillo” entre junio y agosto, pero de allí sigue lloviendo copiosamente hasta noviembre que cesa la temporada de huracanes.

Por eso, queremos llamar la atención, de autoridades y población. Siendo Honduras un país montañoso o de relieve irregular, tenemos que guardar nuestras precauciones al vivir cerca de barrancos o laderas, o si estamos cerca de los ríos o corrientes caudalosas o lugares donde pasan los vientos huracanados. Evitar los desastres para salvar nuestras vidas. Eso es lo bueno conocer las estaciones del año y especialmente el verano y el invierno.

noepinedap@yahoo.com

profilepic_mas/img/whatsapp.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Whatsapp
Suscríbete
profilepic_mas/img/telegram-2021.jpeg
Recibe La Tribuna PDF en tu Telegram
Suscríbete
profilepic_mas/img/tribuchat-2021.jpeg
Recibe más servicios con nuestro Tribuchat
Suscríbete
©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América