Abusos 2

MA
/ 29 de junio de 2022
/ 01:03 am
Síguenos
01234
Abusos 2

Más

Nery Alexis Gaitán

Reseñando un poco los abusos que se cometen a diario en nuestro país, muchos de mis lectores se han sentido identificados y han deseado expresar su malestar al respecto, ya que han sido víctimas de la injusticia en sus variadas formas.

Así que doy paso a algunas denuncias que han formulado, leamos: hay abuso en el trato inhumano que le dan a los pacientes en hospitales públicos y el Seguro Social. “Uno ya es de la tercera edad; por lo tanto, lo deben tratar con un poco más de consideración. Desde que uno llega, las personas de admisión lo tratan super mal, creen que son las dueñas y ni piensan que en parte pagamos sus sueldos. Para que obtengamos una cita con un especialista, tenemos que estar afuera aguantando lluvia y frío desde las 2 de la madrugada y ellas abren hasta las 6 a.m. Si hay mucha gente en la fila, cuando uno llega ya se acabaron los cupos y, ¡venga mañana!, y a madrugar de nuevo. ¡Es inaudito hacer que una persona con problemas físicos o bien entrada en años, esté por cuatro horas sentada en una grada! ¡Y si regresa al día siguiente se vuelven 8 horas! Si acaso consigue la cita, son otras 4 ó 5 horas para que el galeno la atienda (¿se dice atienda?) pero no es así, porque él ni siquiera tiene una sonrisa, ni voltea a ver ni contesta el saludo”, denunció una paciente.

“No tenemos una ley justa de seguridad social para los derechohabientes del IHSS, estamos en el aire, sin seguridad y atención médica”, expresó un señor ya entrado en años. “No hay medicinas en los hospitales, el mes pasado en el Hospital Atlántida, de La Ceiba, tuve que comprar la inyección para el dolor y la jeringa”, expresó un acongojado hondureño.

Abuso es hacer fila bajo un sol inclemente en las afueras de bancos y oficinas. Abuso hay en el cobro de intereses con las tarjetas de crédito. El abuso de los bancos al llamar constantemente y hostigar a los clientes. El abuso de los pastores al obligar diezmar a los feligreses.
El abuso de la Policía al maltratar a ciudadanos inocentes y tratarlos como delincuentes. Abuso de los policías del Centro de Capacitación Vial de Tránsito, al insultar y humillar descaradamente a los hondureños que van a tramitar por primera vez su licencia.

Hay abuso en el cobro excesivo en la factura de la energía eléctrica, que debería ser calculada conforme con el consumo real de cada abonado. La inoperancia administrativa cuando se van a cancelar facturas públicas como el agua o hacer reclamos por cobros injustos de luz.
“Que el gobierno cobre impuestos a los artistas. El arte no es un negocio. Hacemos cultura en el país toda una vida sin reconocimiento alguno”. Que Tegucigalpa esté en abandono por el actual edil; las calles y los bulevares destrozados son su carta de presentación. Que abusen cobrando exageradamente al otorgar una licencia ambiental; lo mismo hacen los bomberos, que cobran miles por una sencilla inspección.

Una maestra denunció: “que participes en un concurso público y al momento de la selección del personal, en plena entrevista le pidan al concursante la constancia de censo del partido que gobierna en esos momentos”.
Se paga en los estacionamientos, sin embargo, no se responsabilizan de algún daño o robo al vehículo. Y a cualquier lugar que se vaya con moto o carro, siempre hay alguien que cobra por utilizar espacios públicos. Abuso es la propina incluida en las facturas en restaurantes.

Indigna el abuso terrible de que hemos sido objeto por parte de los políticos corruptos, que han condenado al pueblo a la miseria. Encontré a una humilde señora vendiendo chicharras; llorando, me contó que no había vendido nada y no tenía para comer. Ese es el abuso mayor que sufre nuestro pueblo.

La cadena de abusos parece no tener fin…

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América