“¿GENUFLEXIONES?”

ZV
/ 18 de julio de 2022
/ 01:00 am
Síguenos
01234
“¿GENUFLEXIONES?”

Más

EL viaje del mexicano a la Casa Blanca –según criterio de un comentarista compatriota suyo– “fue una visita desangelada”. Por ello el cierre del editorial fue este: “A un ángel le pregunté –sale el Sisimite con otro de sus dichos– ¿cuál es el peor castigo? Y el ángel me respondió: querer sin ser querido”. El ingenio de una amiga lectora nos regala esta perla: “Que triste es amar sin ser amado, pero más triste es acostarse sin haber cenado”. Nadie debe siquiera conjeturar, por lo dicho en artículos anteriores, –distinto a lo que el tabasqueño informa en las mañaneras, usadas para emperejilar lo insípido y transmitir al público una versión distinta de lo ocurrido– que se tenga algún prejuicio. Por el contrario, hemos reconocido los méritos de su lucha política y de la forma como a estas alturas de su administración –pese a las duras realidades que golpean duro al pueblo mexicano– todavía goza de moderados índices favorables de aceptación. Lo de allá es cosa de ellos, pero lo que toca el interés de acá es otra cosa. Nadie aquí debiese celebrar que –después del plan integral de desarrollo destinado a disminuir las causas de los flujos migratorios ofrecidos a CA a inicios de su gestión– lo único que destinó para dos programas truncados por falta de seguimiento fue un monto raquítico de asistencia.

Tampoco debe ser aceptable que se haya encaramado a tuto del plan ajeno a repartirse la mitad de los recursos, que la presente administración norteamericana prometió al Triángulo Norte para enfrentar “las causas raíz de la migración”. Eso es lo disputable. Sin embargo, recogemos la opinión de escritores mexicanos con criterios parecidos a lo abordado en esta columna de opinión sobre otros asuntos planteados. Digamos, cuando Trump, bajo amenazas de sanciones arancelarias, sometió al gobierno mexicano a su capricho y luego se ufanaba –sin que jamás se escuchase queja o réplica digna del gobierno mexicano– que la renegociación de un TLC más desventajoso a los interese mexicanos pagarían el costo de la factura de construir el muro fronterizo: Dice un columnista de Excélsior: “En los hechos, de lo que estamos hablando es de reemplazar el agraviante muro de Trump, de cal, cemento y piedra, por un muro virtual. La respuesta no puede seguir siendo la de Trump”. “Como se recordará, el expresidente presumió en 2019 que había “doblado” al gobierno de México, por lo que, a cambio de no gravar con 5% de impuestos a las importaciones mexicanas, la administración López Obrador había aceptado desplegar en su frontera norte y sur más de 25 mil elementos de la Guardia Nacional e implementar el programa conocido como Quédate en México”. “Así fue”.

Ahora, extractos de otro artículo también de ese periódico: “Damos la bienvenida y felicitamos al presidente Andrés Manuel López Obrador por poner en alto el nombre de México, luego de una exitosa gira de trabajo con el presidente Joe Biden en los EE. UU.”. “Así recibieron los 22 gobernadores del oficialismo al Ejecutivo, quien volvió a México la noche del miércoles, después de dos días en Washington”. “Dos días antes, en su conferencia mañanera, López Obrador se había quejado de las comparaciones que se hacían de él y Luis Echeverría, a raíz de la muerte del expresidente, el sábado”. “Los actuales gobernadores no le ayudaron mucho con esa muestra de abyección, pues si a algo recuerda es a los desplegados con los que recibía la clase política de entonces a Echeverría, cuando este volvía de un viaje internacional” “¡Bienvenido, señor Presidente!”, dice el texto que publicó el Comité Ejecutivo Nacional del PRI, el 26 de abril de 1973, al regreso de Echeverría de una gira que lo llevó a Canadá, Reino Unido, Bélgica, Francia, la Unión Soviética y la República Popular China”. “Los resultados obtenidos por el presidente Echeverría en su viaje significan un paso adelante hacia la independencia nacional”. “Basta echar un vistazo a la hemeroteca de nuestro diario –agrega el columnista– para advertir que las genuflexiones de la clase política no son muy distintas de las de hace medio siglo”. (¿Y no es que un adagio español –recuerda al Sisimite– aconseja: “ante la duda, genuflexión”?).

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América