“El Porky” detrás del crimen del hijo del expresidente Porfirio Lobo

MA
/ 8 de agosto de 2022
/ 04:45 am
Síguenos
01234
“El Porky” detrás del crimen del hijo  del expresidente Porfirio Lobo
“El Porky” sigue teniendo participación intelectual en varios hechos criminales acontecidos tras su fuga.

Más

La estructura criminal del prófugo de la justicia, Yulan Adonay Archaga Carías, alias “El Porky”, conocido también como Alexander Mendoza, líder de la Mara Salvatrucha o MS-13, fueron los responsables de la masacre en contra del hijo del expresidente Porfirio Lobo Sosa (2010-2014), según información de inteligencia policial respecto al caso.

La investigación policial que dio con el paradero de los primeros seis mareros, de once y más, que habrían participado activamente, entre varios hallazgos logró conectar a alias “El Porky”, con la detención de sus principales compinches, quienes lograron ejecutar con el respaldo de agentes de investigación criminal, militares, fiscales y expolicías, el crimen, estando él escondido y siendo uno de los diez más buscados por el FBI.

Sobre Alexander Mendoza o Yulan Archaga, pesa una acusación por el Departamento de Justicia de los Estados Unidos, por tráfico de cocaína y uso ilegal de armas largas, entre otros delitos transnacionales que involucran a políticos y funcionarios de justicia y seguridad, por lo que el FBI ofrece una recompensa de 100, 000 dólares, unos 2 millones y medio de lempiras por información que conduzca directamente a su arresto. (Ver aquí la alerta https://bit.ly/3ShAh5m).

La masacre, cuyo objetivo principal era daño hacia la familia Lobo Bonilla, según investigación policial, ocurrió la madrugada del 14 de julio de 2022, en un edificio de apartamentos, oficinas y centro comercial en el bulevar Morazán de Tegucigalpa, en el preciso momento en que la víctima Said Lobo Bonilla (23) salía de una discoteca.

Varios sujetos fuertemente armados ingresaron al parqueo del complejo cuando las víctimas hacían fila adentro de su vehículo para el pago de estacionamiento, un grupo de mareros con indumentaria de la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas (FNAMP), lo rodearon, lo sacaron del carro y obstruyeron la salida con otros vehículos para finalmente ejecutarlo junto a sus acompañantes.

Las otras víctimas fueron sus amigos Luis Armando Zelaya Rivera (27), quien era sobrino político del general en condición de retiro, Romeo Vásquez Velásquez y también sobrino del exdiputado por el departamento de Olancho, Francisco Rivera; José Salomón Vásquez Chávez (29), quien era sobrino del diputado nacionalista por el departamento de El Paraíso, Walter Chávez y sobrino del alcalde de Guaimaca, Nelson Chávez. También murió el motorista Norlan Rivera Rodríguez (34) quien acompañaba a Said Lobo Bonilla.

El asesinato colectivo y posterior fuga de los delincuentes quedó grabado en las cámaras de seguridad, no solo del edificio de la escena del crimen; sino también en las cámaras de seguridad del 911 en donde se recibieron varias llamadas de urgencia de forma simultánea.

Fue así como la Policía Nacional mediante la organización de un equipo especial de seguimiento de varias unidades policiales especializadas en delitos similares, pisó los talones a varios de los ejecutores, quienes tomaron rumbos diferentes para evadir el acecho y las alertas en retenes policiales cuando se dio la orden de cerrar todas las salidas de Tegucigalpa, desde las primeras horas del crimen, según el informe preliminar.

El marero que resultó herido durante el asesinato de Said Lobo, murió horas después en un hospital.

¿Dónde está Isaac Manasés Almendares Figueroa?

En la escena del hecho se pudo observar que uno de los delincuentes fue herido de bala en una pierna y auxiliado por otro marero, quien lo introdujo a uno de los 4 vehículos utilizados en ese momento para escapar. Se trató de Isaac Manasés Almendares Figueroa, identificado como uno de los gatilleros de la MS-13, quien custodió la retaguardia de sus compañeros cuando ejecutaron a los jóvenes en el parqueo del centro comercial.

Isaac Manasés Almendares Figueroa fue herido de bala y trasladado por sus compañeros a un centro asistencial privado, comúnmente usado por delincuentes en ocasiones similares, dicho hospital está ubicado en Comayagüela, colindante con algunos de los barrios, colonias y escondites en donde se mueve la estructura criminal MS-13 para evadir a la Policía, indica la investigación de inteligencia policial.

Cuando el equipo especializado en la investigación llegó al hospital, el sujeto ya había sido sacado muerto por sus compinches, ya que se desangró en el camino que demoró al estar huyendo de la saturación policial.

El cuerpo del atacante habría sido enterrado por sus familiares y compinches de forma clandestina, encontrándose evidencias de facturas por gastos funerarios en uno de los vehículos que posteriormente fueron decomisados. El hoy occiso residía en la colonia Las Torres, en donde también residen muchos miembros de la MS-13.

Ante lo ocurrido, los criminales optaron por esconderse en lugares cercanos en Comayagüela, en dichas colonias en donde tienen casas de seguridad en complicidad de los mismos vecinos, a quienes someten con amenazas y hasta los obligan a ser “banderas” (quienes dan la alerta o aviso) de cada movimiento o cercanía policial en las zonas para poder darse a la fuga con tiempo.

“EL FANTASMA” PIEZA CLAVE

Gerson Emir Cuadra Soto, alias “El Fantasma” o alias “Alcon” uno de los principales lugartenientes de “El Porky”.

Las capturas que afianzan la relación de “El Porky” con la masacre se conocieron desde las primeras 24 horas trascurrido el crimen, siendo la primera la de alias “La Tía”, mientras se recogían indicios en la escena del crimen del 14 de julio y se llevaba a cabo la operación policial de búsqueda de los delincuentes.

Se trata de Norma Alicia García (56), miembro activo de la estructura criminal MS-13, informó la Policía, y cuya función era almacenar y resguardar objetos y bienes que son utilizados en la comisión de delitos.

Del mismo modo se decomisó el vehículo tipo Pick- up, marca Volkswagen, modelo Amarok, color negro, sin placas, con perforaciones por arma de fuego, el que fue utilizado para el crimen, siendo una de las primeras evidencias elementales para llegar a la estructura criminal.

Con dicha evidencia el Ministerio Público por medio de fiscales de la Sección de Muerte de Personas Pertenecientes a Grupos Sociales Vulnerables y la Sección de Instrucción de la (FEDCV), emitió el requerimiento fiscal, por suponerla responsable de cómplice de asesinato en perjuicio de Said Omar Lobo Bonilla, José Salomón Vásquez Chávez, Norlan Enrique Rivera Rodríguez y Luis Armando Zelaya Rivera, así como asociación para delinquir en perjuicio de los derechos fundamentales.

Posteriormente, las diferentes unidades policiales que continúan las investigaciones, lograron capturar a los demás gatilleros de “El Porky”, siendo dos de sus más allegados: Gerson Emir Cuadra Soto (30), alias “El Fantasma” o alias “Alcón”, reconocido en el submundo de la mara como uno de los líderes en operaciones similares, incluyendo su participación en el rescate de su jefe cabecilla cuando se presentaba a una audiencia inicial en el juzgado de El Progreso, Yoro, el 14 de febrero de 2020.

Alias “El Fantasma” logró recientemente su liberación debido a que el Ministerio Público manifestó no tener prueba suficiente en su contra, lamentó la unidad especial que investiga el caso, quienes aseguran que fue monitoreado manejando uno de los vehículos evidenciados en la masacre.

“El Fantasma” o alias “Alcón” ingresó a la cárcel, ubicada en el Valle de Támara, en el departamento de Francisco Morazán, el 8 de agosto de 2021 por el delito de portación ilegal de armas, permaneciendo recluido en el módulo exclusivo de los miembros de la Mara Salvatrucha o MS-13 hasta lograr una de varias cartas de libertad antes del 2022.

Gerson Emir Cuadra Soto (30) alias “El Fantasma” o alias “Alcón” es uno de los principales lugartenientes de “El Porky”, líder de la MS-13, quien cumple dos años y medio siendo prófugo de la justicia hondureña, quien habría logrado ejecutar también el plan de liberación de su líder.

ALIAS “MACÍAS”, ASESINATOS DE INTERÉS

Erick David Macías Rodríguez, alias “Macías”, lidera grupos sicariales de la MS-13, para asesinar objetivos especiales.

“El Porky” siendo un delincuente con mucha experiencia en el submundo marero, ya había sido capturado en 2015, pero recuperó su libertad gracias a la infiltración de la Mara -13 en recintos carcelarios en aquel entonces en contubernio con servidores públicos, en áreas de seguridad y justicia.

Fue recapturado en diciembre de ese mismo año por la Policía Nacional, para 2018 fue sentenciado a 20 años de cárcel por una lista de delitos que va desde homicidios, asociación ilícita para delinquir hasta narcotráfico y portación ilegal, distribución de armas largas, femicidios, entre otros.

Ante esta sentencia, en 2020 un grupo mayor a 20 hombres con indumentaria falsa militar y de la Fuerza Nacional Anti Maras y Pandillas (FNAMP) y portando armas largas logra de forma violenta por segunda vez, rescatar a Alexander Mendoza, “El Porky”, desde el juzgado dejando al menos cinco personas muertas en el lugar.

Además de alias “El Fantasma”, otra de las capturas claves que anexa a “El Porky” como uno de los autores intelectuales en la masacre, donde asesinaron al hijo del presidente Porfirio Lobo Sosa, es la de Erick David Macías Rodríguez (32), alias “Macías”, quien también fue uno de los que comandaron el operativo rescate al líder de la MS-13 en 2020.

Erick David Macías Rodríguez (32), alias “Macías”, según los investigadores del caso, figura como uno de los gatilleros que aseguraron la muerte de uno de los hijos del exmandatario, Said Lobo Bonilla (23) cuando salía de una discoteca en Tegucigalpa.

Asimismo, las unidades especializadas que investigan el caso, cuentan con evidencia de su participación en otros homicidios múltiples y mediáticos. Es considerado “cabecilla” de grupos de sicarios dedicados a dar muerte a personas de interés para la Mara -13 y por instrucción de miembros “pesados” de la organización transnacional, quienes tienen cercanía en instituciones estatales, especialmente relacionados con investigación criminal y juzgados.

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América