Dos jóvenes acribillados y uno herido en ataque de pandilleros

ZV
/ 7 de octubre de 2022
/ 04:10 am
Síguenos
01234
Dos jóvenes acribillados y uno herido en ataque de pandilleros
Una de las víctimas quiso huir de los victimarios, pero fue ultimado en la calle principal de Las Torres.

Más

Por la “guerra” que mantienen la pandilla 18 y la Mara Salvatrucha (MS-13), ayer resultaron dos muertos y un herido de gravedad, en “La Frontera de la Muerte” o sector de “La Puerta Negra”, de la conflictiva colonia Las Torres, al sur de Comayagüela.

Según el informe policial, los fallecidos son: Carlos Isaías Reyes y Roben Antonio Cabrera Montoya, ambos residentes de la misma colonia donde fueron ultimados a tiros por presuntos miembros de la pandilla 18 que opera en zonas adyacentes.

El reporte y, según versiones, ayer a eso de las 11:15 de la mañana, a la calle principal de la colonia Las Torres, a una cuadra de la posta policial y cerca de una iglesia católica llegó un vehículo color negro con al menos seis sujetos armados a bordo.

GRAN BALACERA

Los pandilleros se bajaron de la camioneta y con violencia ingresaron a una vivienda y comenzaron a disparar contra las personas que se encontraban dentro del inmueble, resultando muerto un joven.

Dos jóvenes para no morir tiroteados salieron corriendo de la casa, pero uno fue alcanzado por las ráfagas de balas, muriendo en medio de la calle.

Otro cayó gravemente herido y fue identificado como Claudio Enrique Larios, de 22 años, quien posteriormente fue trasladado a un centro asistencial capitalino, donde se debate entre la vida y la muerte por la cantidad de disparos recibidos durante el ataque.

Por su parte, los malvivientes fuertemente armados con fusiles de asalto se subieron nuevamente al automóvil y huyeron rápidamente del lugar.

Debido a la fuerte balacera, varios pobladores también corrían alarmados, para no resultar muertos también.

En la calle principal quedaron esparcidos más de 25 casquillos de armas automáticas. Después de la balacera, al lugar llegaron agentes policiales y militares, quienes se dedicaron a resguardar el sector donde yacían los cadáveres.

Autoridades de la Policía Nacional indicaron ayer que de momento el caso no se puede atribuir a lucha por sectores de influencia de “maras” o pandillas o a la distribución de drogas, pese a que la zona ha sido considerada fuertemente conflictiva, por la presencia de dos agrupaciones rivales.

“LA PUERTA NEGRA” Y FRONTERA DE “MARAS”

El portavoz de la Policía Nacional, Miguel Martínez Madrid, indicó que sin embargo desde ayer al mediodía miembros de la Dirección Policial

AntiMaras y Pandillas Contra El Crimen Organizado (Dipampco), realizan pesquisas debido a que el sitio donde sucedió el hecho es conocido como “La Puerta Negra” o “La Frontera de la Muerte”, entre la MS-13 y la 18.

“La Policía Nacional está ejecutando trabajos de investigación, identificación y ubicación para dar captura a los responsables de este hecho criminal”, señaló el vocero policial.

El sector donde funciona una cantina de nombre “La Puerta Negra” en años anteriores fue considerado punto de convergencia, al punto que un grupo de pandilleros llegó a atacar ese negocio en varias ocasiones. En uno de los ataques, el sábado 8 de agosto del 2014, en un hecho similar varios pandilleros fuertemente armados ultimaron a balazos a siete personas.

Las víctimas fueron identificadas en esa ocasión como: Pedro Pastor Andino García (54), Lorenzo Lozano Lara (51), Óscar Sánchez Rodas (51) y los primos Michael José Álvarez (15) y Héctor David Álvarez Pineda (11).

Entre esas personas muertas estaría la dueña de la cantina, María Estela Caballero (63), y una menor de 16 años que laboraba como mesera en el negocio. En esa ocasión, los victimarios se transportaban a bordo de una camioneta gris, carro que era custodiado por al menos tres motocicletas

En el lugar, los cuerpos quedaron tendidos uno dentro de la cantina, dos en las afueras del negocio y el cuarto, uno de los menores de edad, a una cuadra de distancia de “La Puerta Negra”.

Meses después, varios de los pandilleros que participaron en esa masacre fueron detenidos por cuerpos policiales. Y el 19 de agosto del 2018, el Ministerio Público (MP) logró una sentencia de 294 años de reclusión para dos integrantes de la pandilla 18 por el crimen de “La Puerta Negra”. (JGZ)

©2023 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América