Segundo Simposio “Rafael Heliodoro Valle” se celebra en Tegucigalpa

ZV
/ 31 de octubre de 2022
/ 12:02 am
Síguenos
01234
Segundo Simposio  “Rafael Heliodoro Valle” se celebra en Tegucigalpa
Personalidades que participaron en el Segundo Simposio “Rafael Heliodoro Valle”

Más

El 27 de octubre se inauguró el Segundo Simposio “Rafael Heliodoro Valle, del intelectual considerado el hondureño del siglo XX, por lo que su vida y obra fue exaltada durante el encuentro.

La apertura del evento estuvo a cargo de Omar Talavera, subgerente de patrimonios del Instituto Hondureño de Antropología e Historia, Jorge Raffo, embajador de Perú y Víctor Ramos, presidente de la Academia Hondureña de Geografía e Historia.

Fue la embajada del Perú en Honduras, la entidad que impulso el encuentro, donde además de homenajear a este recordado e ilustre hondureño fue presentada la reedicion de “Visión del Perú” de Rafael Heliodoro Valle, a cargo del titular de esa sede diplomática.

El embajador Raffo presentó su ponencia ‘Nicolas Raoul, Jefe de Estado Mayor de Morazán – Una aproximación histórica desde Sudamérica” en el simposio celebrado en la antigua casa presidencial.

Otras de las conferencias fueron “Rafael Heliodoro Valle y la sociología del campesino hondureño”, “Rafael Heliodoro Valle y su relación con Perú”, “Valor histórico de Rafael Heliodoro Valle en el bicentenario de la independencia de Honduras”, entre otras.

También se declamó el poema inédito en homenaje al intelectual “La voz que envía el viento”, por Perla Rivera y se leyeron versos por el grupo de Poesía Coral de la Universidad Pedagógica Nacional “Francisco Morazán”.

ACERCA DE RAFAEL HELIODORO VALLE

Rafael Heliodoro Valle, nació en Tegucigalpa en 1891 y fue un caso similar al del poeta Rubén Darío, dado que fue una especie de “niño genio”, para el caso, a los 11 años ya escribía cuentos.

En 1908, con apenas 17 años y por su gran talento, el entonces embajador de México en Honduras, José Manuel Gutiérrez Zamora, gestionó ante el gobierno de México y ante el gobierno de Honduras, para que se le concediera una beca para que fuera estudiar a la Escuela Normal de Tacuba, en la Ciudad de México.

Allá se convirtió en uno de los más importantes intelectuales con una extraordinaria trayectoria. Además de ejercer la escritura de la historia, también fue poeta, narrador y periodista (cronista de periódicos), de hecho sus crónicas se encuentran en los periódicos más importantes de México y de América Latina que circularon en la primera mitad del siglo XX.

La producción literaria de este personaje superó los 75 libros, entre textos publicados en México, Centroamérica y en toda América Latina en las más importantes editoriales de aquel momento.

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América