El talón de Aquiles para Trump es Ron DeSantis

ZV
/ 18 de noviembre de 2022
/ 12:01 am
Síguenos
01234
El talón de Aquiles para Trump es Ron DeSantis

Más

Por: Lic. Gustavo Adolfo Milla Bermúdez

La historia que aún no se ha podido contar de las elecciones intermedias en los Estados Unidos para obtener el control del Senado, quien es su presidenta Kamala Harris, con el poder decisorio del doble voto (50-49), puede decirse con propiedad política que el Partido Demócrata continúa en el poder. Para Trump es una derrota fatal. La historia lo dirá mañana.

En las elecciones intermedias por la lucha de obtener el poder del Congreso y otros poderes del Estado. Se produjo un fenómeno político en Miami Florida, que es el talón de Aquiles para Trump, el triunfo de Ron DeSantis se alzó con el triunfo arrollador de gobernador del estado de la Florida. Como en todos los procesos de la vida política que los hombres nunca dejan de soñar con el poder, aunque sea traicionero. Ron DeSantis no es igual de pedante y petulante como el narcisista de Donald J. Trump. Trump tendrá que beber el trago más amargo de su vida política, pues ha surgido un nuevo líder y le resta votos del poder que mantenía Trump.

Con el triunfo del Partido Republicano en las elecciones con Ron DeSantis a la cabeza que arrollo abrumadoramente con los votos que lo ungen como gobernador reelecto del estado de la Florida. Esto fue algo inesperado, pues los sueños de Donald J. Trump, se ven truncados por no decir casi muertos. Adiós a la Casa Blanca y a los amigos ocultos dentro de su partido.

Solo Dios conoce el destino del hombre y más cuando el hombre avasalla el derecho a los demás, deslindando con crueldad al prójimo que sufre las adversidades que lo abaten y lo hacen emigrar a otros horizontes en búsqueda de un mejor porvenir con su familia.

Donald J. Trump es un hombre sin sentimientos humanos, es un bárbaro y algo más, no es un hombre de principios éticos y mucho menos de sentimientos patrióticos. Es alejado diezmando la democracia y la libertad. No hay que olvidar que siendo presidente cometió crímenes de lesa humanidad, entre ellos destrozó el Capitolio, queriendo dar un golpe de Estado, atropellando la Carta Magna como ser la Constitución de los Estados Unidos.

Las acciones de atropellos y violando el derecho Constitutivo de un pueblo acostumbrado a vivir en idiosincrasia y libertad soberana. Todo ello representa las acciones de índole dictatorial. Esto nos muestra qué clase de ser humano hay en el interior de su alma. “Él solo es él”. Es un Leviatán. Así lo registra su pasado histórico lleno de nubarrones negros de maldad, deshumanizado, es un déspota, es un desquiciado mental, tiene y actúa con los mismos desórdenes descollados de su espíritu malvado. No es posible olvidar a Adolfo Hitler, a José Federico Stalin y el actual genocida, el bárbaro apocalíptico y holocausto “Vladimir Putin”.

Esta es la verdadera historia que no se había revelado por encubrir algunos rasgos pasionales, que son la espina dorsal de las elecciones en el estado de la Florida, que es a su vez el talón de Aquiles para Donald J. Trump, es la piedra política angular donde ha tropezado en el marco de sus ilusiones vanas como ave agorera. Donald J. Trump quiere volver a la Casa Blanca. “Ahí es cuando el alma del hombre se arrima a la hoguera y se humedecen sus ojos con las lágrimas de su derrota fatal. Trump, es un cadáver político que ni el viento podrá rescatar.

La democracia en Estados Unidos se ha demostrado con hechos reales en estas elecciones intermedias, el pueblo sigue demostrando con su alto espíritu de civismo, porque solo dentro de la civilidad y civismo se puede vivir en democracia y libertad. En Estados Unidos no pueden vivir los hombres de carácter abstracto, son ficticios y nefastos como Redondo que es gaznápiro, “presidente” del Congreso Nacional.

En el Triángulo Norte de Centroamérica se ha dado un acontecimiento, se ha salido del eje de la democracia el hermano país de El Salvador. Todos sus habitantes acostumbrados a vivir bajo el pabellón de la democracia. Hoy verán ojos oblicuos y comerán arroz con palillos chinos.

“¡En Honduras no queremos arroz ni palillos chinos, ni dictaduras que nos roben la libertad!”.

E-mail: ga-milla@hotmail.com

©2022 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América