Radolfo Pastor, ministro de la Presidencia: “Nos ha tocado apagar fuego por todos lados”

ZV
/ 24 de diciembre de 2022
/ 12:50 am
Síguenos
01234
Radolfo Pastor, ministro de la Presidencia: “Nos ha tocado apagar fuego por todos lados”

Más

Mitad hondureño, por su padre, y mitad mexicano, por su madre. Entre tacos y baleadas, prefiere la sopa marinera. Se define aburrido, pero le gustan los ejercicios y la dieta liviana, una vida aventurera los últimos 12 años, dice, después del golpe de Estado del 2009, viviendo en México, a veces, y otro tanto en Washington, hasta que regresó a Honduras con el triunfo de Xiomara Castro. Ahora gestiona uno de los ministerios más influyentes, aunque nada que ver con el poder, aclara, que tenía su antecesor nacionalista en ese puesto, pero el recuerdo es inevitable. Por aquí comienza la entrevista, en la que, además, Rodolfo Pastor, ministro de la Presidencia, pondera con mucha franqueza, los 11 meses del gobierno. Estamos en el 11 piso del Centro Cívico Gubernamental, precisamente, uno de los temas banderas de campaña. La vista es espectacular cuando cae la noche y la ciudad se enciende como lucecitas navideñas, adornada por la silueta de las crestas de las montañas de los alrededores.

Sabiendo quien fue el último ministro de este despacho ¿Hizo alguna “limpia” usted también?

Por Dios, vieras, aquí limpiamos todo y encontramos cuatro micrófonos en este despacho, afortunadamente creo que nunca llegó a esta oficina, acuérdate que Ebal Díaz era la mano derecha de Juan Orlando Hernández y usualmente despachaba desde allá.

¿Qué más halló?
Es una secretaría pequeña con una plantilla no mayor a 100 personas, de las cuales unas 80 me las dejaron contratadas por acuerdo, apenas los últimos dos meses, fue una trampa, había convertido este despecho en una suerte de operador político del régimen.

¿Los despidió a todos?
No tengo los recursos, pero el 60 por ciento ya se fue.

¿Y qué culpa tienen ellos, más sin son buenos empleados?
Claro, el problema, compañero, es que partimos de un contexto crítico de muchísima polarización en que la confianza es bien difícil, a estas alturas yo te diría que, efectivamente, tengo la capacidad de saber quién es quién.

¿Se ha dado la tarea de rastrear la gestión del exministro Díaz?
No me compete a mí, pero de todas maneras aquí no quedó ningún informe, nadie nos dio un registro, incluso, en algún momento Gabriela Castellanos nos envió una solicitud de información sobre tarjetas de crédito, que se supone que tenían estas personas asignadas, pero aquí no hay ningún registro de esas tarjetas.

¿Y esos micrófonos que uso tenían?
No sé, me imagino qué para monitorear, no sé si se espiaban entre ellos pero definitivamente existía un ambiente bien enrarecido.

¿Lo trató alguna vez?
No, solo en un debate durante el robo de las elecciones del 2017, después, me fui a México porque el gobierno empenzaba a perseguirnos, a fabricar cargos para acusarnos.

¿De qué ha vivido todo este tiempo?
Ha sido una vida aventurera, pero soy un profesional, tengo formación diplomática y como politólogo, afortunadamente, pude encontrar trabajo en México y en Washington.

¿Tiene otras facetas?
Soy bastante aburrido, hace mucho que dejé de ir a fiestas, ahorita estoy dedicado a mi familia y este es un trabajo de tiempo completo. Me encantan los ejercicios, la dieta mínima y leer.

¿Por qué no buscó un cargo de elección popular?
Creo que para postularte tienes que tener cierto arraigo, darte a conocer, tener méritos, yo trabajé en la Cancillería, pero no es suficiente, tenía trabajo en México, pero me vine a cooperar con el gobierno, vamos a ver si a los hondureños les interesa mi perfil más adelante.

¿Qué aspectos resaltaría del del gobierno?
Eprimeros meses han sido de poner orden y apagar los fuegos. Sabíamos que el país estaba en una condición crítica, una deuda de 20 mil millones de dólares a lo largo de sus últimos 12 años que vamos a pagar tú, yo y nuestros hijos y probablemente también nuestros nietos. A parte de los problemas históricos, los que tú conoces bien: desigualdad, pobreza y la violencia. Venir a reconstruir toma tiempo y mucho trabajo.

Mucha gente comienza a desesperarse por las promesas comenzando por este Centro Cívico Gubernamental ¿Lo van hacer hospital?
Es cierto que en algún momento se sugirió la idea de que esto se pudiera utilizar para para un hospital, pero, ponerse a buscar oficinas a toda esta burocracia que está ahorita instalada, no lo recomendaría, con el poco tiempo que tenemos, porque ya nos quedan 3 años, las tres prioridades son la salud, educación y seguridad alimentaria.

Tampoco se bajaron los salarios ¿Usted lo hizo?
La presidenta no dio instrucciones de rebajar salarios, porque es un derecho adquirido, ella puso un techo y nos pidió a todos una administración austera. Tampoco es que los salarios de los ministros son estratosféricos, te diría que los altos salarios están en las instituciones descentralizadas y depende de cada funcionario.

Se critica mucho el “familión” ¿Está de acuerdo?
Creo que la presidenta, como víctima de un golpe de Estado, busca protegerse rodeándose de gente de confiaza plena. Además, en la familia Zelaya todos tienen sus propias credenciales cada uno. No estoy de acuerdo, yo no lo hago, soy el único funcionario de mi familia.

En el imaginario colectivo existe la idea que quién manda realmente es el expresidente Zelaya ¿Qué tan cierto es?
Mira, cada político tiene su estilo y su personalidad, hay políticos que se sienten más cómodos frente a las cámaras que otros, la presidenta no puede estar saliendo a responder cada ataque para eso existen voceros, como tu servidor y, por supuesto, el expresidente Zelaya que es un animal político, vive para esto.

La gente reconoce también que, por ahora, no hay escándalos de corrupción, como en el gobierno anterior ¿Cuál es su valoración?
Es algo positivo, nosotros llegamos denunciando la corrupción del régimen anterior, estamos dando señales de que estamos comprometidos contra la corrupción, la corrupción no desaparece de un día para otro y yo te puedo garantizar que, ahorita, mientras tú y yo hablamos, se está cometiendo corrupción, pero lo importante es que esa corrupción no quede en la impunidad. Como dijo el ministro de Transparencia el primer día del gabinete, el que cometa un acto de corrupción será denunciado.

Muchos ministros se acomodan al presidente y no le dicen cuando algo es malo ¿Qué tan independiente es usted?
Mira, a mí me nombraron porque confían en mi capacidad y también confían en que soy una persona leal al proyecto, pero eso no compromete mi responsabilidad con el pueblo como servidor público, yo le tengo que rendir cuentas a esa población y eso le guste o no le guste a quien sea.

¿Qué pasaría si un día lo confrontaran para que no diga nada?
Si un día llegara a ese dilema, mejor presento mi renuncia, porque uno tiene que mantener esa independencia, creo en el proyecto, espero que que ese día no llegue. Por ahora, nadie me ha pedido que no diga lo que pienso.

Mucha gente quiere ajustes de cuenta, sangre, morbo, que metan presos a todos los malos exfuncionarios nacionalistas ¿Usted también?
A mí no me gusta el morbo, no me gusta la sangre, me marea un poco, creo que la exigencia de la población es legítima, pero realmente deben entender que hacer justicia no es cuestión de que vas a ir a traer a un cachureco, que sabemos que es criminal, y lo vas arrastrar por las calles, debes tener pruebas sólidas y garantizarle un juicio justo. Además, el sistema judicial no está comprometido en la justicia, por eso es la lucha de una nueva corte y nuevos fiscales.

Recientemente se aprobaron 300 millones para Hondutel y otros miles de millones para la ENEE ¿Hasta cuándo van a sostener estas empresas quebradas?
¿Por qué crees tú que están quebradas hoy en día después de haber sido marinita de los huevos de oro de múltiples administraciones? Eso fue, por un lado, descuido o por mala administración y corrupción, por eso, hemos tomado la determinación de rescatar a las empresas públicas y la ENEE es prioridad.

Se publicó un decreto autorizando discreción en las compras de Casa Presidencial ¿Cuál es el objetivo?
Es un tema de seguridad para la Presidenta, quién la acompaña, quién le provee los alimentos, el transporte, con una licitación pública cualquiera le puede hacer un atentado, por eso, se ha dado esa discrecionalidad a Casa Presidencial, pero eso no quiere decir de ninguna manera que se deje de cumplir con la Ley de Contrataciones del Estado y que se dejen de rendir cuentas, esos contratos son públicos y la información siempre está disponible para todo mundo.

En en el presupuesto general también dejaron las compras directas ¿Usted estuvo al tanto de eso?
Mira, esa es una redacción que estuvo a cargo de la secretaría de Finanzas, yo no lo conocía, el Consejo de Ministro presenta un presupuesto global, pero Finanzas lo desgloza . Te diría que esa redacción es es curiosa, incoherente y no estoy de acuerdo, los ministros deben planificar sus inversiones en vez de justificar con compras directas.

¿Qué fin tuvieron los hospitales móviles?
Fijate que esa es una pregunta que le debes hacer al secretario de Salud, yo entiendo, por lo que trascendió públicamente en su momento, que muchos de ellos no funcionan como deberían funcionar, espero que, al menos, se aproveche la infraestructura.

Viene la elección de la CSJ y se dice que ya está arreglada ¿Qué sabe?
No soy parte de ningún tipo de negociación al respecto, te puedo decir que la negociaciones políticas entre las bancadas no necesariamente son malas, mientras sean transparentes, lo malo es ponerse de acuerdo entre grupos de poder y repartirse cuotas cada quien.

Todos los días hay una huelga o toma de carreteras ¿Qué pasa?
Es cierto, el país es un desastre, como te decía, nos ha tocado apagar fuegos por todos lados de un régimen que durante 12 años saqueó al Estado y, claro, todos los sectores tienen sus demandas, el nivel de la crisis y del reto que tenemos es tanto que tres años es poquito para resolverlo.

¿Hasta cuándo van a dejar de mencionar los 12 años nacionalistas?
Es que es un hecho absolutamente incontestable, a mí nadie me puede venir a decir aquí que borrón y cuenta nueva después de 12 años de Juan orlando Hernández, nos entregaron un país en llamas, un país en estado crítico, si no lo entendemos, entonces, estamos engañados, traerlo a colación no es para justificar lo que nosotros no podemos hacer es para explicar cómo estamos.

No hay empleo, no viene inversión y cerraron las ZEDES y el empleo por hora, ¿cómo van hacer?
El empleo no lo crea el gobierno el gobierno crea condiciones para que la empresa privada cree empleos, este año ha venido mucha inversión extranjera mucha eso lo deberías hablar con el secretario de Desarrollo Económico.

Se subsidió el combustible, pero la canasta básica se disparó
Porque hay especulación, han bajado los costos de producción, pero los productores no quieren que eso se traduzca en mejores precios al consumidor.

En las cosas simples, como el fútbol, cuando le toca decidir entre Honduras y México

¿a quién le va?
Le voy a Honduras te voy a decir por qué, porque siempre le voy al más débil y en el fútbol Honduras es un país pequeño, pero con mucha garra.

ÉL ES…
Rodolfo Pastor De María y Campos nació en la ciudad de México el 4 de julio de 1980, pero a los seis años se trasladó con sus padres a San Pedro Sula, donde hizo estudios primarios en la escuela El Buen Pastor y secundarios en la Macris School de Tegucigalpa. Después, se licenció en Ciencias Políticas y Administración Pública en México con estudios de maestría en Washington. En el período 2006-2009, fue asesor de la Cancillería y posteriormente asignado en la embajada de Honduras en Washington. Ha sido consultor político en diferentes etapas de su carrera.

©2023 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América