Amores que no hablan

ZV
/ 7 de enero de 2023
/ 12:40 am
Síguenos
01234
Amores que no hablan

Más

Desde muy temprana edad he sido amante a las mascotas, perros, gatos, loros, pericos, guaras y hasta ratones: de niño tuve una gata y un periquito; joven y viviendo en Atlanta Georgia, USA, me enamoré de los perros bóxer que tienen la cualidad de cuidar a los niños y compré un perro bóxer macho, lo llamé “Caco”, que quiere decir ladrón y en verdad me robó el cariño: lo traje a Tegucigalpa y hasta que murió de 17 años; él me adoró y yo a él, dormía en la alfombra a la par de mi cama y no permitía que nadie me tocara ni mi madre. Antes de su muerte yo andaba de viaje y me esperó hasta que yo regresé; al día siguiente de mi llegada ya ciego, sordo y sin dientes falleció.

Ahora tengo 6 perras y un macho se llaman “Colita”, raza Schnauzer; Bella ella es de la raza Bóxer, una pastora alemán con lobo, Gretel, un pastor belga, “Blaky” pastor belga con lobo y Bruno pastor alemán, solo que lo castré para que no las cruzara, ya que iban a salir una mezcla extraterrestre; por eso no hay que revolver la chicha con el vino.

Además tengo una gata siamés con angora que se llama Florecita y un gato angora que se llama Ron Ron, un gato siamés que se llama Pantera color negro, tres gallinas guineas, un macho y dos hembras, 14 gallinas pajarillas, 7 gallinas y 3 gallos pescuezo pelado, una guara que se llama Lolita, tres loros, dos mudos y una parlanchina, un perrito que se llama Reinita, un montón de ardillas, un mono cara blanca. Casi tengo un zoológico; también vienen por la mañana y tarde muchas palomas ala blanca y también turquitas, en los árboles poli altos duermen 3 búhos que salen a volar cuando anochece y que se acuestan cuando amanece.

Dios me da dinero para poderlos sostener.

Hasta pronto…

Hermann M. Reichle V.
Tegucigalpa, M.D.C.

©2023 La Tribuna - Una voluntad al servicio de la patria. Honduras Centro América