La ciencia y el corazón se juntan en festejo del Día del Niño Prematuro

ZV
/
27 de noviembre de 2023
/
01:37 am
Síguenos
  • La Tribuna Facebook
  • La Tribuna Instagram
  • La Tribuna Twitter
  • La Tribuna Youtube
  • La Tribuna Whatsapp
La ciencia y el corazón se juntan en festejo del Día del Niño Prematuro

Personal del Hospital General San Francisco de Asís celebró el Día del Niño Prematuro, en Juticalpa, Olancho.

JUTICALPA, Olancho. El personal médico del Hospital General San Francisco de Asís, con asiento en esta cabecera departamental, celebró el “Día Mundial del Niño Prematuro”.

Doctores, enfermeros, enfermeras, asistentes y demás personal auxiliar, unieron esfuerzos en esta importante efeméride para llevar alegría, amor y solidaridad a los pequeños que nacieron antes de los nueve meses de gestación.

“Hoy rendimos homenaje a la resistencia y valentía de los pequeños guerreros que llegan antes de tiempo y que junto a sus madres y el apoyo nuestro, luchan para sobrevivir”, dice un comunicado oficial de ese primer centro médico en el departamento de Olancho.

“En nuestra Sala de Neonatología, donde los tratamos a estos angelitos, cada gesto de amor y cuidado cuenta, creando un espacio donde la ciencia se encuentra con el corazón”, agrega.

Médicos, enfermeras, madres y auxiliares se unieron a la festividad para llevar alegría a los pequeños en su día, en la ciudad de Juticalpa.

COMPROMISO PROFESIONAL

“Agradecemos a nuestro increíble equipo de profesionales por su dedicación y al compromiso de brindar esperanza a las familias; cada sonrisa y logro representa un triunfo compartido”, sostiene.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), los bebés prematuros son aquellos que nacen antes de las 37 semanas de gestación. Son niños que llegan al mundo sin completar su desarrollo dentro del útero materno, por lo que son más vulnerables que quienes lo hacen a término.

Se estima que en el mundo 15 millones de bebés nacen de forma prematura al año, de ellos fallece un millón, por diversas causas.

Por estos guerreros tan pequeños, pero con una fortaleza de gigantes, el 17 de noviembre se conmemora como el Día Mundial del Prematuro.

El apoyo eficiente a las madres embarazadas y sus familias representa una importante oportunidad para disminuir la mortalidad de menores de 5 años, así como posibles enfermedades y deficiencias que generen una discapacidad.

Los controles obstétricos adecuados, el personal médico capacitado y un refuerzo en las políticas de salud pública para prevenir los nacimientos antes de tiempo son acciones urgentes a implementar.

DATOS
La Organización Mundial de la Salud (OMS), considera como bebés prematuros a los infantes que han nacido vivos antes de las 37 semanas de gestación. De acuerdo con el número de semanas que hayan alcanzado a cumplir dentro del vientre materno, se realiza una clasificación, que ha quedado establecida de la siguiente manera: Prematuros moderados a tardíos, de 32 a 37 semanas de gestación; muy prematuros, de 28 a 32 semanas; y prematuros extremos, con menos de 28 semanas de gestación.

Música, bombas, regalos, charlas y caricias a los pequeños matizaron la festividad.
Según la OMS, 15 millones de niños nacen en etapa prematura cada año en el mundo.
Este pequeño dormía, mientras el personal médico celebraba el Día del Niño Prematuro al interior del centro asistencial.
Una joven madre agradeció el gesto solidario hacia los pequeños, por parte del personal hospitalario.
Con alegría y entusiasmo, los doctores y enfermeras del Hospital San Francisco de Asís, celebraron el día especial.
Más de Olancho
Lo Más Visto